Deportes

Coronavirus: Los retos pendientes para volver a la cancha

La LigaPro y los equipos deben ejecutar con eficiencia los protocolos sanitarios, definir el sistema de juego y evitar afectaciones económicas

LigaPro-torneo-reanudación-coronavirus
Si la LigaPro se retoma bajo torneos regionales todavía no se conoce qué pasará con los puntos obtenidos en cancha en las fechas disputadas antes de la paralización por el coronavirus.ARCHIVO / EXPRESO

El anuncio de un posible regreso de los juegos de la LigaPro a partir del 17 de julio deja abiertos varios frentes a superar para retomar la competencia. El primero y más importante es la seguridad de todos los actores del fútbol. La experiencia inicial está prevista para el 8 de junio cuando se retomen los entrenamientos.

Barcelona-Covid19

Barcelona le realizó la prueba de coronavirus a sus futbolistas

Leer más

Los clubes han diseñado sus protocolos sanitarios y están a la expectativa de la realización de las pruebas de coronavirus a cargo de la propia LigaPro y de la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF).

Richard Cabezas, médico de Liga de Quito, detalló que el protocolo de seguridad que aplicarán fue el que junto con los galenos de los equipos estructuraron bajo la coordinación de la Liga Profesional. Entre los parámetros se encuentra que en la primera fase de prácticas al aire libre se debe contar con un máximo de 34 personas.

Cabezas resaltó que las experiencias vividas en otras ligas, como la alemana y la española, “ayudarán para que el regreso a los entrenamientos en Ecuador sea más seguro que en otros países”.

Como parte de los parámetros se encuentra el hecho que los partidos se retomarían sin la presencia de público. Para José Luis Perlaza, exjugador de equipos como Barcelona, esta situación podría afectar en la motivación de los deportistas. “Es frustrante tener escenarios así, pero hoy tenemos que precautelar la salud. Es verdad que la parte emocional afecta, pero ahora la prioridad es la vida”, dijo el exseleccionado.

Tras la salud también está la organización. Se espera poder retomar el torneo con el sistema que inició, aunque los dirigentes tienen también listo un plan B, que consta de dos octogonales regionales, si no es posible desarrollar las actividades con normalidad por el acecho del COVID-19.

Ante esta posibilidad aparecieron voces críticas como la del técnico de los albos, Pablo Repetto, quien calificó de injusto el cambiar las reglas de juego cuando ya se disputaron las primeras jornadas.

“Nos parece que lo más justo es que se siga jugando como se empezó, las reglas ya estaban establecidas de antemano, algunos equipos ya jugaron el 33 % del campeonato. No sería justo que quienes ganaron puntos los pierdan”, analizó el estratega uruguayo.

También señaló que las series regionales no estarían equilibradas, y que la conformada por los clubes de Pichincha y Tungurahua sería más fuerte que la de equipos de Guayas, El Oro, Manabí, Azuay y Chimborazo.

Premier League regreso contagios

Coronavirus: Los contagios en la Premier League no cesan

Leer más

A esto también se suma que al no enfrentarse ante todos los equipos se pueden generar afectaciones económicas.

“Nuestros auspiciantes son empresas locales que acordaron una competencia nacional, pero ante la posibilidad de aplicar un plan B, el torneo solo sería regional. A eso se le debe agregar la falta de partidos que sean de mayor interés para la empresa privada y para el público en general, un mayor imán de taquilla”, manifestó Miller Salazar, presidente del Macará.

La decisión final se la tomará el 22 de junio, cuando se realice el Consejo de presidentes.

Otro factor a sortear es la posible salida del auspiciante principal del torneo, ante lo que el directorio de la LigaPro está buscando un reemplazo para evitar una crisis financiera en el torneo.

Miguel Ángel Loor, presidente de la LigaPro, comentó que el campeonato “ha generado un nombre muy importante, tanto local como internacionalmente, eso nos permite tener alternativas (de sponsors) si eso sucede”. MGD-RVF