Buenavida

La escritura, herramienta terapéutica para la salud psicológica

La psicóloga Belén Sucre explica de qué forma esta actividad puede ayudarlo a incrementar su autoconocimiento y canalizar sus emociones.

escritura
La escritura puede ser un hábito a implementar a cualquier edad.pixabay

El 2020 es un año en el que muchas personas han replanteado el cuidado (o no), que le han dado a su salud mental durante toda su vida. Según la psicóloga Belén Sucre, debido a la pandemia, incrementó el interés de la población por este tema y, poco a poco, ha disminuido la estigmatización de ir a terapia solo para quienes tienen un problema psicológico.

“Uno va a terapia no solo por un trastorno, es un espacio en el que puedes conversar, conocerte más y entender de mejor manera las cosas que suceden a tu alrededor para manejarlas de la mejor forma”, menciona Sucre. Además, la especialista recalca que entre las herramientas que ella como psicóloga anima a hacer a las personas (sin límite de edad), se encuentra la escritura.

Acentúa que redactar es una experiencia con la que todos pueden plasmar sus pensamientos, emociones, dudas u objetivos sin ninguna restricción; lo cual ayuda a “tener mejor salud psicológica, sentirse despejado, desahogarse y analizar desde otra perspectiva lo que sucede en su vida”. Sea en una agenda, carta o blog en internet; puede encontrar el espacio en el que se sienta más cómodo haciéndolo.

Regalos

Regalos para divertirse y aprender

Leer más

Comience este nuevo hábito de forma progresiva. Cada día, puede plantearse la meta de escribir lo que pasó durante su trabajo o en el ámbito personal. De esa forma, poco a poco logrará sentir más confianza al exteriorizar sus pensamientos.

Desde su experiencia

Sucre cuenta que ella también inició la práctica de la escritura a través de su blog en Instagram llamado Belen Spot. Motivada por su esposo (Oscar Hinojosa), la psicóloga abrió esta plataforma para impartir conocimiento y desestigmatizar el tema de la salud mental.

“La comunidad ha crecido y ahora somos cerca de dos mil personas que entre todos intercambiamos información y experiencias. A veces no nos damos cuenta y hay muchas personas que han pasado por lo mismo que nosotros. Por eso, escribir desde una posición empática con experiencias propias, no solo ha sido una manera más directa de conectar con los demás, sino también me ha ayudado a mi crecimiento personal de forma positiva al confiar mucho más en mi”, dice Sucre.