Buenavida

Diario de una madre en cuarentena, día 30: ¡Llegó el 'homeschooling'!... ¿qué hago?

La pandemia por coronavirus, junto a la cuarentena, trajo algo más: la educación en casa o 'homeschooling'. De eso trata esta entrega

homeschooling-coronavirus-cecilia-tecchi-ecuador-diario
'Estudiar en tiempos de pandemia', la nueva entrega de 'Diario de una madre en cuarentena'.Anissa Thompson/FreeImages

Son muchas las amigas que están trabajando desde casa junto a sus esposos. Lo conversamos a diario, porque después de un mes de encierro llamado cuarentena hay varias que están al borde de la locura. Me incluyo.

No sólo se trata de trabajar desde casa, sino que hay que limpiar, cocinar, lavar, planchar, jugar con los hijos y, algo muy agotador, ser sus maestras. Y lo que en un principio nos parecía posible, hoy es una tarea demasiado agotadora y desgastante. Porque una mujer u hombre que estudió para trabajar como contador (o la profesión que se les ocurra) es eso, contador, no docente.

Entonces en nuestras casas se dan situaciones de padres muy pacientes y dedicados, con tiempo para ayudar a sus hijos y padres desbordados emocionalmente porque descubren que no tienen la paciencia para hacer tarea con sus hijos. Algunos ni siquiera entienden cómo subir los archivos a las diversas plataformas y demás cuestiones que trae esto de estudiar en casa. Y otros han decidido no hacer nada y luego verán qué hacen con sus hijos.

jornada laboral

El Gobierno se abre a la posibilidad de suspender a trabajadores, pero sin sueldo

Leer más

Entre mis amigos encontré todo tipo de actitudes hacia el tema y, sinceramente, los entiendo y los respeto a todos. Especialmente a aquellos que no saben cómo manejar el asunto porque tienen 2 o 3 hijos en edad escolar y una sola computadora que deben usar para trabajar y para que los 2 o 3 hijos tomen sus clases.

En nuestro caso, como comenté ayer, mi hijo de casi 3 años va a tomar clases virtuales de prekínder. No puedo imaginar qué cosas esperarán que hagan niños de 3 o 4 años ni qué actividades propondrán para los niños cuyos padres tienen que trabajar. Definitivamente, esto requerirá de un gran esfuerzo que en esta familia haremos, aun sin estar convencidos de que sirva para algo.

Pero hay otra cara en esta historia, la de los docentes. Muchos de mis colegas (sí, también soy profesora) están trabajando prácticamente todas las horas del día que pasan despiertos. Entre preparar material, las clases, pensar actividades y armarlas, revisar que los estudiantes estén presentes y corregir trabajos se van los días de esta cuarentena. Una de mis mejores amigas es profesora en primer grado de primaria y el otro día me escribió, transcribo lo que puso: “¿Cómo le enseñas a un niño a leer y escribir sin estar con él?”.

orgullo gay

El coronavirus 'cancela' el desfile del Orgullo Gay

Leer más

Las interrogantes que surgen entre los profesores son tan válidas como las que nos surgen a los padres y madres de familia. Porque todavía los planes de estudio de la formación docente no incorporan del todo la educación a distancia.

Quien crea que hablar media hora por videoconferencia es educar, evidentemente no entiende nada del asunto.

Considero, como especialista en elaboración de programas para la educación a distancia (sí, es una de mis especialidades), que los centros educativos cojean a la hora de brindar apoyo a los padres. Tienen que trabajar con nosotros, darnos pautas no sólo de cómo manejar esta o aquella plataforma, sino también dotarnos de ciertas herramientas didácticas. Es necesario que aprendamos lineamientos básicos de cómo enseñar para que esto no se nos haga demasiado cuesta arriba.

cobre-ollas-virus

¿Por qué el cobre mata los virus, incluido el coronavirus?

Leer más

Por último, no puedo dejar de mencionar el asunto de las mensualidades. Hay de todo en Guayaquil, colegios que harán importantes descuentos o descuentos según el nivel y, por lo tanto, según la cantidad de clases que impartirán, y colegios que parece que viven en otra realidad, donde todos seguimos trabajando y ganando el mismo dinero y donde el futuro es ese lugar lleno de seguridad que era para muchos hasta hace un mes y pico atrás. Y eso también es una enseñanza para nosotros, porque no todas las instituciones son empáticas con lo que está sucediendo.

También es nuestra elección qué tipo de vínculo con el otro queremos forjar en nuestros hijos.

¿Cómo vive la cuarentena por el coronavirus una madre de dos niños pequeños en Guayaquil, una ciudad que recién conoce y en la que la pandemia causa estragos? Conócelo aquí, en 'Diario de una madre en cuarentena'