Corina Roger: "El yoga no es una moda sino una necesidad"

  Buenavida

Corina Roger: "El yoga no es una moda sino una necesidad"

Desde hace más de una década se dedica a enseñar a los demás cómo transformar sus días, por una vida más holística.

700 x 402 (1) (6)
Corina Roger es una instructora de yoga.GRANASA

En un parque de Puerto Azul, mujeres y hombres, sentados uno al lado del otro, dejan de hablar por completo. Solo se escucha la voz de Corina Roger, quien los guía mientras están con los ojos cerrados. De repente, comienzan a llevar a cabo posturas y movimientos, al mismo tiempo que inhalan y exhalan.

Todo el espacio se llena de paz y calma, mientras cada quien conecta consigo mismo. Aquel es el ambiente de una de las clases de yoga en las que Corina ayuda a dar luz a otras personas. Lo hace a través de su rol de instructora, el cual ejerce desde hace más de una década.

Un camino en el que ha entendido la filosofía que hay detrás, para poner su cuerpo, mente y espíritu en armonía.

“Necesitamos pausar”

Quienes la siguen en redes sociales la conocen como Cori Shanti, una mezcla del diminutivo de su nombre con Shanti, que quiere decir ‘paz interior’.

Aunque nació en Barcelona, vive en Ecuador desde que tiene un año de edad. Salinas, Quito y Guayaquil han sido sus casas.

Cuenta que desde niña siempre se cuestionó sobre aquello que no se puede ver a simple vista. Y ello también se debe a la influencia de su madre, quien asimismo se interesaba por lo holístico.

Una vez que terminó la secundaria se apuntó a la carrera de Diseño de Interiores en la universidad, pero sentía que aquel no era su rumbo. Y en ese afán de encontrar un propósito mayor, se volcó a practicar yoga. “Me empecé a enamorar de la parte filosófica de esta práctica y noté lo bien que me hacía sentir. Estaba sacando mi mejor versión”, agrega.

Con 19 años se replanteó sus metas y se dedicó a capacitarse. Hawái, México y Ecuador fueron sus destinos para tomar cursos y formarse como instructora de yoga.

Es así que desde los 22 años, de manera independiente, ha ido forjando su nombre a través de las clases que imparte. “Me di cuenta de que esto es lo que me llena el alma”.

Foto de Sistema Granas (8644555)
Corina tiene también fascinación por las gemas y joyería.GRANASA

Y de a poco su comunidad se fue ampliando. Al inicio eran solo mujeres y luego se fueron sumando hombres. “Todo ha sido de manera orgánica. Tal vez sean mil personas las que han asistido a mis sesiones o retiros”, cuenta sobre las clases que ha impartido en Guayaquil, así como en Las Tunas, en Manabí.

“Siento que he tocado corazones y me da gusto cómo comienzan a canalizar mejor sus energías, emociones, asimismo a valorarse y hacer cosas que creían que no podían”.

Corina considera que el mayor crecimiento se ha dado en tiempos de pandemia, debido a los cambios de hábitos que se dieron tras el confinamiento, y al hecho de que la gente buscaba encontrarse a sí misma. “Hay que entender que esto no es una moda, sino una necesidad. Se vuelve un complemento importante en el día a día, sea quien sea. Es como una forma de pausar y recargarse para poder seguir”, aclara.

Las gemas, su fuente de energía

Entre sus roles de esposa, madre y jefa de su emprendimiento, Corina ha sabido balancear sus días.

Cada mañana, desde su mat (colchoneta) hace una hora de yoga. Ese es su motor para desconectarse y volverse a encontrar.

Foto de Sistema Granas (8644572)
Para Corina el yoga es un estilo de vida.GRANASA

Cuando se le pregunta sobre sus otros complementos holísticos, menciona las gemas y agrega que ese aprendizaje es una herencia de su madre. “Ella hacía cadenas y pulseras con piedras semipreciosas y luego entregó ese legado a mi hermana y a mí. Entonces ahora nosotras las diseñamos”, explica.

Ahí explayaron esa habilidad para crear y sin darse cuenta ya participaban en ferias, donde exponían sus diseños bajo el nombre de Nuna Jewerly.

De ahí que Corina puede dar una master class sobre el poder que tienen la turquesa, el opal y muchas otras piedras. “Hay un dicho que dice: ‘Tú no eliges la piedra, sino que esta a ti’. Entonces la que te llamó la atención es la que necesitas para recargarte de sus beneficios”.

Así, las gemas son parte de ese camino holístico que le ha dejado enseñanzas. “La vida se trata de estar aprendiendo constantemente de los errores. Y de ser conscientes de que necesitamos un cambio radical. Todos somos seres espirituales en una experiencia humana”, concluye.

Cinco maneras sencillas, según Corina:

  1. Es importante que cada mañana agradezca y se fije una intención para practicar durante ese día.
  2. Posterior a eso, haga por lo menos cinco respiraciones conscientes para conectarse con su cuerpo.
  3. Para purificar espacios, puede recurrir a la botánica. Para ello, existen plantas como la salvia blanca.
  4. Durante el día, recomienda caminar descalzos, al menos un momento, sobre césped o algo que tenga contacto con la naturaleza.
  5. Puede valerse de las propiedades de las piedras. Antes de llevarlas en cadenas o pulseras, es importante limpiarlas en agua con sal marina y exponerlas a la luna para que se recarguen de energía.

Foto de Sistema Granas (8644576)
Mediante el yoga se busca el equilibrio de cuerpo y espíritu.GRANASA

Personal

  • Nació en España, pero creció en Ecuador.
  • Tiene 34 años
  • Se especializó como instructora de yoga en Hawái, México y Ecuador.
  • Da clases de hatha yoga y es conocida como Cori Shanti.
  • Diseña joyas con piedras semipreciosas en Nuna Jewerly.