Belén Román: “He hecho mi camino tocando muchas puertas”

  Buenavida

Belén Román: “He hecho mi camino tocando muchas puertas”

La entrenadora personal y creadora de Be fit by Belén conversa con SEMANA sobre cómo estar en movimiento ayuda a la salud mental

112
Belén Román creadora de Be fit by BelénGRANASA

Son las 5 de la mañana y puntualmente entre 15 y 20 personas se conectan por Zoom, saludan, conversan, se ríen como si fueran amigos de toda la vida y se colocan en sus posiciones respectivas en medio de sus salas, patios o dormitorios. La instructora, a quien ven diariamente a través de una pantalla, los saluda y con una gran sonrisa y brillo en sus ojos verdes indica que la clase va a comenzar.

De esta manera, Belén Román, entrenadora personal, inicia su primera sesión del día junto a un grupo de personas, que más que alumnos son quienes confiaron en ella su deseo de tener un cambio en sus vidas.

Belén es una guayaquileña de 32 años que encontró en el deporte una luz que la ayudó a mejorar su salud mental y combatir sus problemas de depresión, ansiedad y dismorfia corporal, por lo que tiene un reto más que profesional, personal, y es llevar el mensaje de cómo una vida activa puede marcar un antes y un después en las personas.

Hoy somos 193 participantes de cinco países que nos conectamos a diario en mi programa de entrenamiento personal

Pero, ¿cómo logró en 2 años crear una marca con tanta fidelización?

La vida fitness estuvo junto a Belén desde siempre, es una deportista innata que fue basquetbolista, futbolista y desde niña siempre migraba de disciplina en disciplina.

Esa mentalidad inquieta la hizo viajar desde Machala a Guayaquil para estudiar en la universidad una ingeniería en Gestión Empresarial Internacional y, posterior a ello, dedicarse a su carrera, o al menos, ese era el plan.

“Estuve en relación de dependencia en varias empresas, pero nunca me sentí a gusto, algo en mí me decía que debe haber alguna cosa que yo pueda hacer, que realmente sienta que es mi pasión”.

Fue así que por cerca de una década trabajó en varias empresas y a la par, desde sus 22 años, utilizaba su tiempo extra para entrenar como hobby a sus amigos, conocidos, compañeros de la universidad y más, llegando incluso a tener un par de grupos a quienes daba clases presenciales a partir de las 6 de la mañana.

Foto de Sistema Granas (9402727)
Belén Román posando para SEMANACRISTHIAN VÁSCONEZ

Be fit by Belén

Llegó el confinamiento y pese a ser un momento desafortunado para todos, muchos encontraron oportunidades en medio de la adversidad y, por supuesto, Belén fue parte de esos emprendedores visionarios.

En pandemia perdió su trabajo y aumentaron sus problemas de ansiedad y depresión previamente diagnosticados. “Cuando estás en un punto tan abajo, realmente te cuestionas, qué es lo que quieres hacer en la vida por ti y por los demás, entonces yo necesitaba dejar de buscar el éxito para empezar a buscar una plenitud de algo”.

Mientras acudía a sus sesiones con su terapeuta para tratar sus dificultades, surgió la idea de cristalizar el sueño que había venido postergando desde sus 20 años.

“Empecé a certificarme como coach en una escuela a distancia que se llama Alto Rendimiento en España y lo que yo ya sabía empíricamente lo empecé a estudiar profesionalmente como entrenadora personal y nutricionista deportiva”.

Facetune-03-11-2022-13-35-19
Belén Román creadora de Be fit by BelénCORTESÍA

“Recuerdo que le dije a mi novio (ahora esposo): ‘Quiero hacer un programa de entrenamiento en línea enfocado en las personas que tienen una vida sedentaria, personas que nunca en su vida habían hecho ejercicio’”.

Por este motivo, aprovechando la coyuntura del encierro, no dudó en lanzarse y realizar ella misma un logo en Canva, así como idear el nombre de su marca que, tras cuatro horas de lluvia de ideas, se convirtió en Be fit by Belén.

“Sin un solo cliente ya lo teníamos montado, me había comprado una computadora para poder transmitir la clase y mejoré el tema de la iluminación de mi gimnasio, que era en ese entonces una salita que tenía la casa de mis papás”.

Foto de Sistema Granas (9402718)
Belén Román posando para SEMANACRISTHIAN VÁSCONEZ

De un año a otro creció el 3.000 por ciento de los ingresos que tenía, un éxito que desde el punto de vista de Belén se debe a que el programa tiene un enfoque hacia la motivación y el cuidado de la salud, más no la obtención del cuerpo perfecto.

“Tenemos muchas dinámicas como calendario de constancia, mi selfi de entrenamiento, comparte tu plato, entre otros, y los chicos me dicen que lo que les gusta es que realmente el coach está ahí 24/7, no solo cuando se prende la cámara, sino constantemente, compartiendo información de nutrición, frases de apoyo y atención personalizada”.

El amor propio

Más allá de lograr la talla o las medidas esperadas, la perspectiva del programa es encaminarlos hacia una vida activa y trabajar en la constancia, la perseverancia y la disciplina, pero sobre todo en el cuidado y amor al cuerpo que se tiene.

“Yo he tenido mis propios problemas en cuanto a autoimagen y alimentación, y tenemos muchos conversatorios sobre esos temas porque mi programa llega a muchas chicas con problemas de autoaceptación”.

Por este motivo, Belén les recuerda constantemente que lo físico no debe volverse una obsesión, que no existe un fracaso cuando se come algo que les guste. “Lo importante siempre es crear tiempo para sí mismos, para la satisfacción personal, para el cuidado y con la comodidad de hacer desde casa y a un clic de distancia”.

Foto de Sistema Granas (9402701)
Belén Román posando para SEMANAcristhian vásconez

Y a través de estos dos años, ella no solo ha cambiado la vida de sus alumnos, sino que ellos se han convertido en seres queridos que también la han ayudado en sus batallas.

“Juntos hemos vivido luchas personales como divorcios, rupturas, desahucios, pérdidas de trabajo y más, este trabajo me ha hecho más humana, empática y solidaria con quienes se esfuerzan cada día por mejorar”.

“Si yo pude superar el trastorno de alimentación, la depresión y la dismorfia corporal que tenía a través de adecuarme a un estilo de vida más saludable desde el amor propio y el crecimiento personal, entonces este mensaje merece ser compartido por más personas”.

Personal

  • Nació en Guayaquil y vivió en Machala.

  • Edad: 32 años

  • Estudió: Gestión Empresarial Internacional.

  • Se capacitó como personal trainer y nutricionista deportiva en el Centro de Alto Rendimiento en España.

Créditos

Fotos: Cristhian Vasconez. Producción y estilismo: Gianella Muñoz. Maquillaje y peinado: Lucy Castro (IG@lucycastro.pro) Vestuario: Trapolis (IG@trapolis) Locación: Luxva Hotel Boutique (IG@luxvahotel)