Mundo

Coronavirus: ciudadanos agreden a médicos mexicanos por miedo al contagio

Los afectados, apedreados o rociados con cloro,  piden a la sociedad que se informen a través de medios de comunicación oficiales 

coronavirus
Personal médico y de enfermería del Hospital Regional 1 de Octubre d Ciudad de México protestan el pasado lunes para exigir equipo médico para el tratamiento de pacientes diagnosticados con COVID-19.EFE

Decenas de médicos mexicanos han sido agredidos desde finales de marzo, cuando se intensificaron las medidas contra el coronavirus y aumentaron los casos, por parte de ciudadanos que los acusan de ser un peligro.

WhatsApp Image 2020-04-09 at 6.04.40 PM

Coronavirus: El mensaje de los niños que da aliento a los médicos de Guayaquil

Leer más

Coronavirus en Ecuador y el mundo | MINUTO A MINUTO: noticias actualizadas

"Desafortunadamente estamos en un país donde abunda mucha gente ignorante, se creas mitos y desgraciadamente creen que nosotros somos portadores del virus", explicó este miércoles a J. Torres, una médico especialista en otorrinolaringología que fue agredida el 13 de abril en Guadalajara, en el norteño estado de Jalisco.

En su caso, ella ni siquiera atiende a personas con coronavirus, ya que tiene una consulta privada a la que acuden personas con afectaciones relacionadas con el oído o las vías respiratorias.

Torres salió a pasear a sus perros con su traje de cirugía (lo aconsejado por la OMS por la facilidad para desinfectarlo, dijo) en la mañana del lunes y, tras escuchar cómo le gritaban algo desde un vehículo, sintió que le rociaban con algo líquido -que resultó ser cloro (lejía)- sobre el ojo, parte del cuello y el hombro.

Desde el pasado 19 de marzo hasta el 10 de abril se han registrado 76 denuncias por discriminación relacionadas con el coronavirus.
Coronavirus

¿Quién identificó el primer coronavirus humano?

Leer más

Afortunadamente, sus afectaciones se reducen a dermatitis por contacto en el cuello y hombro y conjuntivitis por contacto en el ojo.

La doctora quiso enviar un mensaje de comprensión a la población y dijo entender que los tiempos actuales están dominados en ocasiones por el miedo y la incertidumbre, pero insistió en que es necesario unir fuerzas. "Pido que nos dejen hacer nuestro trabajo", terminó.

Según los últimos datos oficiales, el país lleva 406 muertos y 5.399 casos confirmados de COVID-19, aunque el mismo Gobierno estima que la cifra de contagios puede ser ocho veces mayor.

LA DISCRIMINACIÓN SE REPITE

Con ella coincidió Iván Castillo, supervisor de seguridad e higiene en una obra y paramédico en Guadalajara, quien también sufrió recientemente una agresión con piedras y globos de agua desde un automóvil.

"Más que nada pido a la sociedad que se informen con medios de comunicación adecuados y no se dejen llevar por mensajes que vieron en Facebook", detalló Castillo.

En su caso, caminaba en dirección a las oficinas de la obra que supervisa y un grupo de jóvenes (de entre 15 y 20 años, dijo) le gritaron acusando a los médicos de asesinos y deseando que se muriesen sus familiares.

Uno trata de hacer lo imposible, somos humanos y estamos mas expuestos. No tenemos insumos suficientes y adecuados, pero se hace lo imposible

Iván Castillo, 
 paramédico en Guadalajara,

PIDEN APOYO Y RECONOCIMIENTO

Esta situación contrasta con los agradecimientos que la sociedad está expresando al personal de salud en todos los lugares del mundo -también en México-, incluso organizándose para aplaudirles a cierta hora del día en lugares como Italia o España para enviarles ánimo y cariño.

EVUw50hXkAcAWEy

Coronavirus: 88 mil desconocidos celebraron un cumpleaños virtual que se hizo viral

Leer más

Autoridades y expertos se han manifestado totalmente en contra de estas agresiones, como es el caso del subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, la cara visible de la lucha contra el coronavirus por parte del Gobierno de México.

"Nos preocupa y nos indigna que el personal de salud reciba ataques, es alarmante que haya personas que estén canalizando distintos sentimientos muy básicos como el temor o sentimientos de enojo hacia el personal que le protege", explicó el experto el pasado 11 de abril.

Asimismo, se han establecido líneas de transporte público seguro en algunas ciudades y estados del país para que el personal sanitario pueda trasladarse hasta sus puestos de trabajo, ya que algunos fueron increpados por la ciudadanía.

El Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred), por su parte, ha reiterado en repetidas ocasiones a través de sus redes sociales que el personal sanitario es una de las víctimas de la crisis por COVID-19 y que este tipo de actuaciones violentas solo se pueden explicar por la desinformación.