Ocio

Carlos Rubira Infante: conoce más del autor de "Guayaquileño, madera de guerrero"

GUAYAQUIL BICENTENARIO. "Guayaquileño, madera de guerrero" es casi un himno de Guayaquil y Rubira Infante fue su creador.

rubira-infante-guayaquileno
Carlos Rubira Infante, un músico que aportó a la identidas de Guayaquil.GRANASA

El país recibió con alegría el ingreso en mayo de 2018 del compositor y cantante Carlos Rubira Infante al Hall de la Fama de los Compositores Latinos en Miami, Florida, considerando que era un justo reconocimiento a uno de los artistas más queridos en nuestro medio. Fallecido en septiembre de 2018 a dos día de cumplir 97 años, Rubira Infante fue una de las más destacadas figuras de la música nacional, a la que ha aportado como autor de la letra y música de populares canciones, entre las que destacan pasillos y pasacalles dedicados a las principales ciudades y provincias del país.

Fue sencillo, afable, de un permanente buen humor. Hoy, más allá de su muerte, es  un obligado referente de nuestra música, aunque se ha destacado también en la interpretación de boleros, rancheras y otras melodías.

astillero-emelec-barcelona-historia-guayaquil

El barrio del Astillero, cuna de Barcelona, Emelec y más grandes del deporte

Leer más

MÚSICO POR VOCACIÓN

Carlos Aurelio Rubira Infante nació en Guayaquil el 16 de septiembre de 1921. Sus padres fueron Obdulio Rubira Drouet y Amarilis Infante Villao.

Formó su hogar con la profesora normalista Fanny Gómez, con cinco vástagos. Es feliz abuelo y bisabuelo.

Tuvo una infancia con problemas económicos, pues siendo muy pequeño falleció su padre. Esto lo obligó a trabajar desde temprana edad, pero esta necesidad lo llevó a forjar su personalidad como un hombre de trabajo, diferente a la imagen de muchos artistas que se han caracterizado por una vida informal.

Monumento

Las manos que crean el monumento a Carlos Rubira Infante

Leer más

Cursó estudios en la Filantrópica y en la escuela de la Sociedad de Artesanos Amantes del Progreso, aprendiendo oficios que al ejercerlos le permitirían contribuir de alguna manera a la economía familiar. Lo interesante es que al mismo tiempo fue desarrollando su vocación musical, ya desde muy joven. Tuvo siempre una inclinación a esta actividad, que inicialmente fue marginal: jamás imaginó que en ella alcanzaría fama y prestigio.

Sus primeras actuaciones artísticas se realizaron en radio El Telégrafo, llamando la atención por su vocalización y versatilidad.

Eran también los comienzos de la radio en Guayaquil y las emisoras se caracterizaban por realizar programas en vivo con músicos y poetas, lo cual permitió el surgimiento de muchos valores.

Los primeros éxitos fueron con rancheras, integrando mariachis. Tenía 15 años y todavía era un cantante ocasional, no se dedicaba a fondo a desarrollar sus capacidades.

La amistad con el afamado músico y compositor manabita Gonzalo Vera Santos lo fortaleció en su carrera, formando un dueto que tuvo una buena acogida a comienzos de los años 40. Curiosamente, sin tener una preparación académica, solo por acompañar a cantantes y seguir sus actuaciones, se convirtió en profesor de música. En calidad de tal se trasladó a Quito, donde dio clases en algunos colegios. En esos tiempos escribió sus primeras composiciones, pues además de tener una buena voz, que lo hacía interpretar variados temas, incursionó con éxito como compositor.

Retornó a Guayaquil para emplearse en la Oficina Nacional de Correos donde hizo carrera, llegando a ser director de esta institución. Allí laboró durante 40 años, hasta que se acogió a la jubilación. Al mismo tiempo alternaba con su carrera artística.

barcelona-1925-fotos

Barcelona SC: el origen del club, sus primeros uniformes y más del inicio del equipo 'Torero'

Leer más

"GUAYAQUILEÑO MADERA DE GUERRERO"

Precisamente estando en Quito compuso su canción emblemática: Guayaquileño madera de guerrero. La inspiración le vino cuando escuchó en una radio a unos cantantes que interpretaban en tono de burla Guayaquil de mis amores. Carlos Rubira nos relató este episodio en una entrevista que nos concedió hace 13 años. Nos dijo: “Soy muy guayaquileño, pero en forma positiva. Quiero la unidad nacional. Por eso he cantado a todas las regiones del país. Mi respuesta ante esa parodia fue componer una canción con ritmo de pasacalle y letra exaltando los valores guayaquileños”.

El resultado fue esta hermosa canción que es prácticamente el segundo himno popular de nuestra ciudad, apenas superado por Guayaquil de mis amores.

No es la única canción dedicada a su ciudad natal. Rubira musicalizó la hermosa poesía de Pablo Hanníbal Vela: Guayaquil pórtico de oro. Entre las canciones a otros sectores de la patria sobresalen Venga conozca El Oro y Ambato, tierra de flores.

Entre los boleros, pasillos, pasacalles y albazos destacan Esposa, Playita mía, Chica linda, Lo mejor de mi tierra, Quiero verte madre, que se mantienen como los más populares. La musicalización del poema de Wenceslao Pareja En las lejanías, es uno de sus mayores éxitos.

SU RELACIÓN CON LOS HERMANOS JARAMILLO

Entre los hechos anecdóticos de la carrera artística de Carlos Rubira Infante está su relación con figuras estelares de nuestro mundo musical, como es el caso de los hermanos Pepe y Julio Jaramillo, Fresia Saavedra, Olimpo Cárdenas, Fernando Maridueña, con quienes actuó al comienzo de sus carreras artísticas. Es posiblemente el cantante de más larga trayectoria y aunque es obvio que ya está retirado de las actuaciones profesionales, todavía emociona a quienes conversan con él, entonando sus principales canciones.

CARIÑO POPULAR

Sin duda Carlos Rubira Infante es una leyenda viviente de nuestra música. Recibe constantemente el cariño popular, son muchas las generaciones de ecuatorianos que han disfrutado de su música. Por esta razón fue masiva la votación en su favor en el concurso internacional que le permitió ingresar el pasado 15 de abril al Hall de la Fama de los Compositores Latinos, honor que por primera vez alcanza un compatriota. Desde entonces ha recibido múltiples felicitaciones y agasajos y para las próximas fiestas fundacionales de Guayaquil, en el mes de julio, participará en el desfile organizado por la Municipalidad, oportunidad para que el pueblo le rinda un merecido homenaje.