Guayaquil

Un estudio relaciona la reducción de ingresos con el agotamiento laboral

La Espol efectuó una investigación sobre el impacto de la pandemia de Covid-19 en el empleo, en un importante grupo pablacional de Guayas. 

telemaestra
Mary Torres, maestra de quinto básico, labora desde su casa en la modalidad de teletrabajo.Cortesía

En un importante segmento poblacional de Guayaquil y su entorno, las personas que han sufrido reducciones en sus ingresos económicos muestran un mayor nivel de agotamiento laboral y más conflictos en sus hogares. Así lo establece un estudio reciente del Centro de Investigaciones Económicas (CIE), de la Escuela Superior Politécnica del Litoral (Espol).

Esta investigación sobre el ‘Impacto de la pandemia de COVID-19 en el empleo’ establece que ocho de cada diez consultados sufrieron la reducción de sus ingresos. Y el 67,74 % pasó en este tiempo a laborar bajo la modalidad de teletrabajo.

El estudio se realizó en las dos últimas semanas de junio a través de una encuesta a 1.054 trabajadores bajo relación de dependencia de Guayaquil, Daule, Durán y Samborondón.

En general, según la ficha técnica, al menos siete de cada diez consultados tienen formación secundaria o universitaria, trabajan en el sector privado y desempeñan cargos operativos.

El 60 % tiene entre 30 y 40 años de edad, lo que perfila a un grupo joven y cualificado de la población económicamente activa y con empleo en este sector geográfico de Guayas.

Los autores recuerdan que esta zona es una de las más afectadas por la pandemia. Y que el impacto es sanitario y también económico, como el cambio de las condiciones laborales.

IMPACTO-COVID-EN-EMPLEO-2020
Cifras sobre el Impacto del Covid-19 en el empleo, en Guayaquil y su entornoAdrián Peñaherrera

En este contexto, se propusieron analizar la influencia de la motivación en el desempeño laboral. Para ello, agregaron la variable de la reducción de ingresos económicos.

“Pudimos determinar una incidencia entre la reducción del salario con el agotamiento laboral y el conflicto trabajo-hogar”, afirman los investigadores Milton Paredes Aguirre, Hólger Barriga Medina y Ronald Campoverde Aguirre.

Para efectuar ese análisis consideraron tanto la motivación intrínseca (la que impulsa a hacer las cosas por el simple placer de hacerlas) como la extrínseca (la que depende de recompensas y castigos; presiones o beneficios externos).

Así, los autores dijeron que hallaron una relación directa entre la motivación extrínseca y el agotamiento y el conflicto trabajo-hogar: “Es decir que las personas que han visto reducidos sus ingresos muestran mayor nivel de agotamiento y mayores conflictos en su casa”.

Eso no ocurre con la motivación intrínseca. “Las personas que gustan de su trabajo tienen un menor nivel de agotamiento y conflicto entre las actividades laborales y familiares”, afirman.

“Es decir que las personas que han visto reducidos sus ingresos muestran mayor nivel de agotamiento y mayores conflictos en su casa”.

Los autores de la investigación

El reporte recuerda que existen otros factores como el limitado acceso a recursos tecnológicos, las pérdidas familiares, el mucho o poco apego a la organización, que han afectado el desempeño de los trabajadores.

El propósito -afirman- es que sus resultados promuevan la planificación e implementación de estrategias que permitan la retención y la motivación de los colaboradores. 

El informe del grupo de profesores investigadores de la Espol se lo puede leer de manera completa en el siguiente enlace.