Actualidad

El TPS: una maniobra política que va más allá de lo jurídico

El beneficio migratorio es temporal. Ecuador espera de una respuesta, tras haber realizado la solicitud

WhatsApp Image 2024-02-12 at 16.24.06
El TPS representa para los migrantes ecuatorianos la llave para salir de EE.UU.EFE

A la espera. El Estatus de Protección Temporal (TPS) es, para los migrantes ecuatorianos que residen en Estados Unidos, de forma irregular, la llave para salir de la "jaula de oro" que escogieron para cristalizar sus sueños; y de la que no pueden salir porque no podrían regresar. Así lo contó a EXPRESO una pareja de compatriotas que, en diciembre de 2023, llegó al país norteamericano en busca del “sueño americano que no sabe tan bien”.

Marcos, de 33 años, asegura que cuando se enteró de que el pasado 23 de enero el Gobierno de Daniel Noboa solicitó formalmente el Estatus de Protección Temporal para los migrantes ecuatorianos, empezó a investigar sobre las posibilidades de que este sea concedido. “Leí que por el conflicto armado interno que hay en mi país, podrían aprobarlo. Ojalá que sí, sería un alivio”, cuenta vía llamada telefónica desde California.

No obstante, según los expertos consultados por EXPRESO, la concesión de este beneficio migratorio temporal para migrantes ecuatorianos depende de otras maniobras políticas, más allá de cumplir los requisitos. La más importante, según exministros, es la relación diplomática que exista actualmente entre ambas naciones, como también depende del desenlace de los comicios presidenciales de EE. UU. en 2024.

Le invitamos a que lea: El TCE implementará el sistema Satje

controles

UE contribuirá con euros a la crisis de seguridad de Ecuador

Leer más

“Hay que recordar que el país norteamericano está en plena campaña electoral, y uno de los temas centrales es la migración, algo que divide posturas e inicia debates importantes. Donald Trump se opone a la migración; pero el presidente norteamericano Joe Biden es más flexible respecto al tema”, explicó Luis Gallegos, exministro de Relaciones Exteriores y exembajador ante las Naciones Unidas, en Nueva York.

Para William Murillo, presidente ejecutivo del grupo de asesoría legal 1800Migrante, la concesión de este recurso migratorio temporal va más allá de lo jurídico, como llenar una solicitud y cumplir con uno de los requisitos que enlista el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) para otorgarlo, como un conflicto armado en curso, ser epicentro de un desastre natural u otras condiciones extraordinarias “que impidan temporalmente que sus ciudadanos regresen de manera segura a sus países”.

Más bien depende, a criterio de Murillo, de las intenciones o intereses que tengan ambos países: “Es un asunto enteramente político. A todas luces, se observa que Ecuador está encaminado a convertirse en el socio estratégico de Estados Unidos en la región. Algo que sumaría puntos a la hora de aprobar este recurso que, pese a ser complejo, es una ventana de oportunidades para migrantes”.

Muestra de que va más allá de cumplir con unos requisitos, la solicitud de TPS que el Gobierno de Barack Obama le negó a Ecuador, pese al terremoto que se registró en el país en 2016. “Cuando Correa lo solicitó, cumplíamos como país con uno de los parámetros, pero la relación no era tan buena. Su actitud era como ‘ok, lo pedimos, pero no lo necesitamos’. De paso, teníamos un presidente que expulsó a la embajadora de Estados Unidos y sacó la base de Manta. No existía lo cooperación que ahora tenemos”.

SEBASTIAN CORRAL Y GUILLERMO LASSO

Contraloría aclara que proceso sobre Sebastián Corral sigue abierto

Leer más

Para la esposa de Marcos, un migrante ecuatoriano que tardó 73 días en llegar hasta la frontera de México con Estados Unidos para vivir el tan deseado sueño americano, abandonar su país fue “lo más doloroso que pudo hacer” a sus 30 años. Justifica que lo hizo porque sufría extorsiones en su comercio de comidas rápidas, además de que su esposo se quedó sin trabajo. “Con la liquidación de él y un préstamo que yo hice, salimos. Pagamos a un coyotero. Dejamos a nuestras tres hijas al cuidado de mi mamá, y es por lo único que quiero volver. Quiero traerlas porque siento que allá no están seguras”.

Algo que podría ser posible si Ecuador logra ingresar a la lista de países con el beneficio del TPS, pues según el sitio web del Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos, si el migrante ecuatoriano desea viajar fuera del país norteamericano, para luego volver debe solicitar una autorización de viaje. Si esta es aprobada, las autoridades norteamericanas emitirán una autorización para viajar por un ‘no ciudadano’ y así, a su regreso, la Aduana y Protección Fronteriza (CBP) permitirá el ingreso.

Le puede interesar: Asamblea: Fiscalización mantiene el pie en acelerador de los juicios políticos

A la lista de beneficios que concede el TPS, Murillo agrega otros, como el acceso a educación gratuita y créditos. “Con el permiso de trabajo, acceden al seguro social. Con este último beneficio, que es el más importante de todos, los migrantes ingresan en el sistema de los Estados Unidos y podrán acceder a una tarjeta de crédito, comprar una casa, pedir becas estudiantiles. Es fabuloso”.

Sobre cuánto puede durar este beneficio, por ser temporal, Murillo señala que su vigencia es de hasta 18 meses. Sin embargo, este puede ser renovado. “Es temporal, entre comillas. El Salvador ha renovado el TPS por los últimos 20 años. Y creo que no se lo van a quitar, pese a que en ese país las cosas han mejorado. ¿Por qué? Porque ya hay familias salvadoreñas arraigadas en Estados Unidos, que han levantado sus negocios y que han aportado al desarrollo de la economía del país. No es que ‘te usamos y te vas’, por eso han renovado”, explica.

La migración, tema en debate

El intento de juicio político contra el secretario de Seguridad Nacional Alejandro Mayorkas, quien fue acusado de negarse “intencional y sistemáticamente” a aplicar las leyes de inmigración, muestra la importancia del tema.

El debate en la Comisión de Seguridad Nacional recomendó dos cargos de juicio político contra Mayorkas, una rara acusación en contra de un miembro del gabinete que no se ha visto en casi 150 años, pero que no prosperó por falta de votos.

¿Quieres acceder a todo el contenido de calidad sin límites? ¡SUSCRÍBETE AQUÍ!