La mortalidad por variantes de Sars-Cov-2 es un dato que Salud desconoce

  Actualidad

La mortalidad por variantes de Sars-Cov-2 es un dato que Salud desconoce

 Expertos sostienen que el sistema es deficiente y que las cifras no revelan la realidad del país.

Cifras. El MSP ha confirmado alrededor de 68 casos de infección con variante ómicron en el país.
Cifras. El MSP ha confirmado alrededor de 68 casos de infección con variante ómicron en el país.Cortesía.

En Ecuador, el Ministerio de Salud Pública no tiene cifras de muertes por cada variante del Sars-Cov-2 que ha ingresado al país. Tampoco existe un monitoreo del nivel de letalidad de cada una de estas mutaciones que han llegado a ser predominantes, y ni hablar de la repercusión que ha tenido cada variante en la situación hospitalaria.

Pruebas de diagnóstico_Enero 2022

Salud prevé que en este brote habrá más casos que al inicio de la pandemia

Leer más

EXPRESO solicitó al MSP un detalle sobre el número de fallecidos por variante, además de un informe de la repercusión que ha tenido cada una de estas mutaciones en la situación hospitalaria del país; pero a través de una voz oficial informó que actualmente no se tiene este registro.

A pesar de que el MSP haya hecho un esfuerzo por tratar de arreglar su estructura, no es suficiente. No tienen la capacidad para saber cuál es la situación real.Patricio Rojas

Director del Instituto de Microbiología de la USFQ

Sin embargo, sí hay datos del número de contagios por variantes en cada una de las provincias ecuatorianas. Así lo informó el pasado 20 de diciembre el MSP mediante un oficio en el que expuso que en Ecuador predominaban cuatro cepas del Sars-Cov-2 catalogadas como de “preocupación”, y alertó sobre los nuevos casos de infección con la variante sudafricana ómicron. En dicho documento detalla que, hasta esa fecha, se habían registrado 3.163 casos de estas cuatro variantes, de los cuales el 55,26 % correspondía a variantes de mayor transmisibilidad.

Las cifras que presenta el MSP son tan solo una muestra pequeña de lo que está pasando, y pueden estar sesgadas, pero al final las decisiones son las mismas.Daniel Simancas

Epidemiólogo de la Universidad Tecnológica Equinoccial

La lista la encabezaba la variante delta con 1.134 casos confirmados, seguida de la gamma con 345 y la alpha con 266. A este listado se suma la variante de interés mu con 541 casos, además de otras de menor transmisibilidad con 873.

Ante esto, Fernando Espinosa, director del Centro de Investigación de la Universidad de Especialidades Espíritu Santo (UEES), sostiene que “las estadísticas son referenciales, pero no son verdaderas, por lo tanto no son relevantes”.

El INSPI adquirió nuevos secuenciadores para realizar una vigilancia genómica más atenta, pero ya a estas alturas no es relevante. Ya se sabe lo que está pasando.Fernando Espinosa Director del Centro de Investigaciones de la UEES

Espinosa explicó a EXPRESO que mientras Ecuador no cuente con un sistema que permita realizar cientos o miles de secuencias génicas que ayuden a identificar las mutaciones del virus y su nivel de transmisibilidad, será difícil tener ese tipo de información.

Tener cifras, datos reales, permite tomar decisiones correctas. De otra manera, son palazos de ciego. Por ejemplo, el viceministro (de Salud) dijo el jueves (23 de diciembre) que ómicron no es comunitaria, y tres o cuatro días después dijo que ya es comunitaria. Si tengo información, puedo planificar a corto y mediano plazo de manera eficiente”, explicó Espinosa, al justificar la importancia de realizar la vigilancia genómica del virus en el país.

Pruebas de diagnóstico _Covid-19

Las pruebas de diagnóstico en los centros de salud pública, solo bajo receta médica

Leer más

Para el director del Instituto de Microbiología de la Universidad San Francisco de Quito (USFQ), Patricio Rojas, es bastante complicado realizar este tipo de registros, dadas las limitaciones del sistema de salud, que no tiene la capacidad para hacer un monitoreo adecuado de las variantes y de cuál ha sido el real impacto en el país. “No tienen los datos para decir: ‘Ok: la alpha tuvo este nivel de mortalidad; la gamma, esta repercusión…’. No podemos hacer ni decir tal cosa porque las muestras representativas son pocas. Por ejemplo, recibimos de 20 a 30 muestras por semana para hacer la secuenciación, pero eso no representa lo que pueda estar pasando realmente en el país”.

Asimismo, Daniel Simancas, epidemiólogo de la Universidad Tecnológica Equinoccial, sostiene que el MSP tiene un sistema de vigilancia epidemiológica escaso o una política de pruebas baja; y que actualmente no se lleva a cabo el número de testeos necesarios para poder dar seguimiento a los contactos de los contagiados para el diagnóstico temprano de los sospechosos. “No hay un número importante de diagnóstico genómico para saber cuántas variantes hay, solo hay una muestra”.

A decir del subsecretario de Salud, Raúl Francisco Pérez, es limitado el número de secuenciación que puede realizar el sistema sanitario ecuatoriano. Por ello, han priorizado la vigilancia genómica en los casos que han tenido una alta probabilidad de infección con una de las variantes de preocupación.

“Las cifras son solo una pequeña muestra de las variantes. Nosotros priorizamos los casos para saber dónde están estas variantes. Ningún país en el mundo tiene la capacidad de genotipificar cada muestra. Por ejemplo, en el caso de la semana anterior, más de siete mil muestras, no tenemos la capacidad para hacerlo y ningún país del mundo genotipifica todas las pruebas”, justificó el funcionario al cuestionarle si las cifras expuestas por el MSP reflejan la totalidad de casos en Ecuador.