Actualidad

Coronavirus: Pandemia mundial vs. inmovilismo nacional

Investigadores señalan que también tienen problemas para acceder a datos importantes relacionados con los casos de Covid-19

A1-6493893 (16493893)
Guayaquil. La última rueda de prensa que brindó la ministra Andramuño fue el pasado 1 de marzo.Christian Vinueza / Expreso

La información clara es sinónimo de seguridad y su divulgación se hace más urgente y necesaria en situaciones de emergencia sanitaria como la que vive Ecuador y el mundo desde que las autoridades de la Organización Mundial de la Salud (OMS) empezaron a ver con preocupación el rápido avance del nuevo coronavirus en todos los continentes hasta declararlo este 11 de marzo como una pandemia mundial.

A esto se le suma la reciente declaratoria de emergencia sanitaria en Ecuador por parte del Gobierno de Lenín Moreno, quien además anunció una serie de medidas que se implementarán para prevenir la propagación del COVID19 en el país.

WhatsApp Image 2020-03-11 at 22.36.02

Coronavirus: Lenín Moreno dispone emergencia sanitaria en Ecuador

Leer más

Sin embargo, como ha contado EXPRESO desde finales de enero, el acceso a información precisa y clara ha sido limitado por parte del Ministerio de Salud de Ecuador, a diferencia de lo que sucede en otros países de la región y el mundo.

El ministerio, de hecho, eliminó las ruedas de prensa diarias que dio durante una semana luego de la confirmación del primer caso (29 de febrero) y la ministra de Salud, Catalina Andramuño, tampoco ha comparecido para dar declaraciones ante los medios desde el pasado 1 de marzo.

Este panorama no solo se vive desde los medios que llevan los datos oficiales a la ciudadanía, lo que impide que ellos tengan clara la situación nacional, si no también desde la academia que busca aportar con sus conocimientos científicos.

El doctor Esteban Ortiz, experto en salud pública y docente investigador de la Universidad de UDLA, señala que la falta de datos da lugar a la especulación, un escenario que debe evitarse para no crear alarma en la sociedad. Él, junto a otros investigadores del país, ha pedido transparencia en la información desde hace varios días.

“El acceso a información de cualquier tipo de brote es fundamental porque nos permite evaluar modelos, distribución geográfica, gravedad de los pacientes y un montón de cosas más relacionadas al tema en mención. Entonces cuando uno ve que aquí no hay datos, los toma de los otros países y eso muchas veces no es replicable en nuestra realidad”, explica el especialista.

Ortiz menciona que, salvo la información identificativa del paciente, todos los datos son “importantísimos”.

“Queremos saber, por ejemplo, en este caso: los casos confirmados en el Ecuador todos vienen del caso número 1 importado. ¿Sí o no?, pero la autoridad sanitaria nos dice “todos tuvieron relación”, ¿qué tanta relación? ¿Son familia cercana, estuvieron compartiendo solo el mismo avión? Esa información es importantísima porque uno puede determinar con eso si el brote puede expandirse o no”, añade.

BABAHOYO, SUS HABITAN (31391155)

El virus de la contradicción se sigue esparciendo

Leer más

“Nos encantaría saber las personas que están en contacto con los pacientes, en qué hospitales están. En ese sentido yo podría contactar a los doctores que están manejando los tres casos hospitalizados y saber cómo se comportan esos casos en el Ecuador, qué características clínicas tiene el paciente”, precisa el profesor universitario.

Información clara, transparente y correcta es lo que necesitamos en este tipo de brotes”, enfatiza Ortiz.

Una limitación parecida ha experimentado Linda Guamán, científica de la Universidad Tecnológica Equinoccial.

Ella ha intentado concretar una cita con la ministra Andramuño desde el pasado 1 de marzo para explicarle la importancia de que, junto a investigadores de 4 universidades del país, puedan acceder a una muestra de la primera paciente con COVID-19 para secuenciar el genoma del virus. Hasta ayer estaba a la espera de una respuesta ministerial.

Ese trabajo científico permitiría, asegura, saber exactamente de dónde vino el virus. “Esto es importante porque vamos a encontrar con certeza que aquí en Ecuador este virus ya mutó. Es decir, ya cambió la secuencia. Los virus hacen esto como una especie de supervivencia”.

“Si fuera un asunto difícil de hacer por último entenderíamos, pero nada más es tomar una muestra del paciente y con eso nosotros, en los laboratorios de diferentes universidades del país, podríamos extraer el material genético del virus y secuenciarlo. Estamos dispuestos a hacerlo sin costo porque sabemos lo valiosa que es esta información”, indica.

ENTREVISTA

Linda Guamán: “El acceso a muestras es difícil”

¿Para qué es necesaria la huella digital del virus?

Nos permite saber de dónde viene, nos permite predecir los cambios y aportar información para la realización de vacunas. Es importante que en todos los países que ya tienen presencia del virus hagamos secuenciamiento y publiquemos esto al mundo, para que las personas que desarrollan las vacunas sepan cuál es la cepa que está en Ecuador.

coronavirus

Coronavirus: consejos para superar la ansiedad de una cuarentena

Leer más

¿Qué tan importante es que haya transparencia con los científicos e investigadores en el país?

Si te das cuenta, en el caso de Brasil, de México y de Chile, se secuenciaron los genomas de los virus de los pacientes a los dos días y se valieron de las universidades para que hagan estos estudios. Es un contexto fabuloso para que podamos colaborar con el conocimiento.

¿Cuál es la principal dificultad que tienen como investigadores frente a estos casos?

En el país el acceso a muestras biológicas de pacientes es extremadamente complejo y difícil. Hemos tenido que esperar 6 meses o 1 año para que nos den acceso. Tenemos un reglamento que es extremadamente complicado y muy burocrático.