Ocio

Vito Muñoz en la tercera edad

El 15 de junio, el comunicador cumplirá 65 años de vida. Una etapa en la que afirma sentirse completamente realizado en lo profesional y personal.

Vito Muñoz
Con su esposa Rosibel y su hija Vitoria.Cortesía

El empresario y comunicador deportivo, Vito Muñoz, iniciará una nueva etapa en su vida: la tercera edad. Un 15 de junio nació. Han pasado 65 años. No tiene un plan especial para celebrar esa fecha (el martes). Solamente compartirá en familia con su esposa, Rosibel Zambrano y la traviesa, Vitoria, quien es su engreída.

Ana Buljubasich

'De casa en casa' con nuevo horario y Gustavo Navarro en TC

Leer más

Mirando hacia atrás, considera que ha vivido a plenitud. “Nos comeremos un pedazo de pastel, nada del otro mundo. No es el momento para grandes festejos”, dice y añade que esta edad le llega con una hija pequeña. “Es un terremoto, dinámica y curiosa. Abre talcos, riega perfumes, se embarra de champú y mis corbatas me las hace nudos”.

Cuando Vitoria se despierta, a veces la mamá está dormida y empieza a llamar al papá. “Dejo lo que estoy haciendo para atenderla y cuando me ve, solamente se ríe. No llora, grita para que vaya el papi. Mi esposa se dedica exclusivamente a ella, no quiere ni empleadas para que la ayuden”.

Esta niña puso el mundo de Vito de cabeza. No digo nada porque recuerdo a mi madre (Esilda) y sé lo que me diría: ‘cuando eras niño me botaste mis santos del altar y agarraste unos billetes de tu padre (Nelson) y los tirastes a la calle. No tienes nada que reclamarle a mi nieta, así que déjala tranquila’”.

Romina Calderón

Romina Calderón: "No me sentía valorada en TC"

Leer más

El comunicador ya recibió la primera dosis de la vacuna contra el coronavirus.No he viajado a Estados Unidos, ni nada por el estilo, me vacunaron en Machala. Seguí las indicaciones de mi médico: la primera fue que permanezca 15 minutos en el lugar esperando alguna reacción, la segunda para evitar el dolor en el punto de la inyección me mandó un medicamento y la tercera es que podía darme fiebre. No me dio, solo tuve un ligero dolor de brazo al día siguiente. A fines de junio me tocará la segunda dosis. Sigo encerrado y cuidándome”.

Quizá más adelante Rosibel y alguien más de la familia viajarán a Miami para vacunarse.

Vito Muñoz
En cifras.Cortesía