Gustavo Larrea: “Nunca tuve miedo de entrar a la cocina”

  Ocio

Gustavo Larrea: “Nunca tuve miedo de entrar a la cocina”

Además de político, es un buen cocinero. Es especialista en fanesca. Ha subido a todas las montañas rusas con su nieta. Escucha a Santana y Joe Arroyo

gustavo larrea
El político, quien es candidato presidencial por Democracia Sí, se sometió a El Cuestionario de Expresiones.Gerardo Menoscal / EXPRESO

La política corre por las venas de Gustavo Larrea, quien se describe como demócrata y luchador por los derechos humanos. Pero más allá de eso, el actual candidato presidencial por Democracia Sí es también un revolucionario, pero dentro de la cocina, donde prepara una fanesca única a la que condimenta con almendras y pistachos. Amante del cine, el ajedrez, la aventura y los trucos de magia que comparte con su nieta, Larrea se sometió a El Cuestionario de EXPRESIONES.

Es de los que ha salido a las marchas, ¿se considera tirapiedras?

No, yo he salido a todas las marchas. Recuerda la época de la dictadura militar que coreábamos la consigna Democracia Sí, dictadura No. Creo en la lucha por la democracia, por los derechos humanos, a mí me ha animado la incomprensión a la lucha social y política desde mi juventud.

Le tocó también el exilio muy jovencito. Su papá tuvo que salir escondido y llevarse a sus hijos a Venezuela. Esta es una cuestión dura...

Fue la época de la dictadura militar, año 72. Mi padre sale al exilio a Venezuela y tuvimos que salir en circunstancias duras. Todo exilio te lleva a extrañar tu país, tus amigos, tu familia. Mi padre regresó en el 76 y yo en el 77. Me incorporé a la lucha militar desde ese momento. No es un tema exclusivamente familiar, diría que es un tema de convicción. No he hecho jamás política por vanidad.

De joven quiso darle la vuelta a América en motocicleta...

Fue un sueño de adolescentes con mis primos, con quienes habíamos planeado hacerlo antes del exilio de mi padre. Cuando regresé a Ecuador ya tenía 21 años y no se concretó. Pero lo hice de otra manera, poco a poco, visitando Colombia, Perú, Bolivia, Argentina, Chile, Uruguay, Brasil. No fue esa aventura de conocer cada pueblo, cada ciudad, cada cultura, que hubiese sido hermosa.

Llegó a tener dos identidades o dos cédulas de identidad...

(Se pone serio) Yo no he tenido dos identidades en mi vida. Soy Gustavo Larrea Cabrera, mis mismas huellas digitales, de toda la vida, mi misma foto. Lo que pasa es que de muchacho, cuando mi padre salió al exilio, yo me fui con la cédula que sacamos antes y la perdí en Venezuela. Cuando regresé, el error fue del Registro Civil y no mío, al darme otro número que es con el cual he vivido toda la vida. Años después esto saltó y, cuando me enteré, hice el proceso judicial y anulé la primera cédula.

¿Es verdad que vendió plumas y agendas para poder sobrevivir?

En la persecución de la que fui víctima en el gobierno anterior. Estaba prohibido darme trabajo y se me ocurrió montar un negocio, una pequeña empresa en ese período. Igual he tenido negocios. Fundé en los 70 la galería de arte y disquería Tiempo y Espacio, que luego de 8 años la vendí.

¿También tuvo un restaurante con su hija?

Mi hija fue la de la iniciativa, y yo la apoyé en el restaurante. ¡Claro!, yo cocino.

La vanidad, el racismo, y el sarcasmo son pecados mortales, no tienen perdón porque son la causa de la marginación, de la ofensa. El sarcasmo es una forma de bulear, de burlarse, así como hay humor que libera, hay humor que oprime”.

Hace una muy buena fanesca...

Mis hermanos decían que mi fanesca era lo más cercano a la de mi madre, porque efectivamente a mí me gusta la cocina. Tengo la herencia de mi abuelo, Hugo Larrea Andrade, escritor, pero además era un magnífico cocinero. Nunca le tuve miedo a entrar a la cocina, jamás,.

¿La fanesca es su fuerte?

Es mi fuerte.

¿Cuál es el ingrediente principal de ese plato?

Yo la renové, no solo le pongo maní, también le pongo almendras, pistachos... eso le da un sabor especial, distinto (risas).

A Sotomayor

Andrea Sotomayor: "Soy de cara lavada"

Leer más

¿Es una fanesca gourmet?

Así es, innovada, es una fanesca que lleva todos los ingredientes que se usan en la Sierra, pero yo le agrego algunos secretos más.

¿Tiene secretos?

En la cocina le digo secretos...

En su vida personal...

No, yo soy una persona transparente, no guardo secretos.

Hago política por convicción, por amor, no por odio. No odio a nadie, puedo discrepar con alguien que es distinto. Para mí la política es el arte de unir, no de odiar”.

La nieta mágica

¿Qué ha pasado con el ajedrez y la magia?

Me gusta el ajedrez, pero lamentablemente ya no tengo tiempo para practicarlo como antes. Le hacía a mi nieta magia, trucos y ahora ella me los hace a mí. Me sorprende siempre, me gusta esa alegría, la innovación, la creatividad y la magia es eso. Me encanta que mi nieta juegue.

Si fuera mago, ¿qué desaparecería?

La injusticia, la pobreza extrema, el COVID, desde luego.

¿A qué personas convertiría en ardilla o en un ratón?

(Risas) A nadie, y te voy a decir por qué, porque yo no tomo la rivalidad política como un tema personal. Porque respeto la vida, la amo.

Su nieta es la niña de sus ojos. ¿Se ha subido con ella a todas montañas rusas que hay en Disney?

(Risas) Por acompañarla, desde luego y si me pide algo que no la ponga en riesgo, desde luego que lo hago. Juego con ella, he jugado hincado a las casitas, a las muñecas, a contarle cuentos y ella me cuenta a mí. Es una relación de profundo amor, de sensibilidad. Uno está preparado para ser padre, pero el hecho de ser abuelo es maravilloso y a mi esposa le pasa igual.

Ella lo es todo.

Me dice: ‘Mi abuela te va a apoyar, mi mamá también, pero yo sí quiero ser de Democracia Sí’. Ella quiere estar en primera línea.

Más de él...

* Este quiteño de 64 años fue dirigente estudiantil, estratega político, diputado, subsecretario de Gobierno.

*Hincha de Liga Universitaria de Quito, dice que puede verse todos los partidos del fútbol. También ha practicado deportes: fue jugador de básquet y de vóley, pero se alejó de ellos luego de un accidente.

* Le gusta escribir, tiene tres libros que no ha publicado. Uno de ellos habla de la vida de Remediano Bonacolta, el enanito de la buena suerte, un curandero que va de fiesta en fiesta en cada cantón, curando a la gente. El personaje es la expresión de la cultura y la medicina andina. Lo noveló en un esfuerzo por rescatar la cultura.

* Su hija es cineasta. Tiene una película que está bastante avanzada y trata de la desaparición de su abuelo materno. Gustavo dice que no le gustaría que haga una película sobre él.

*Es buen contador de chistes. A su equipo de trabajo lo entretiene también con sus historias.

*Disfruta mucho de la música salsa y del merengue, dice que las baila bien.

* Sus artistas favoritos son Carlos Santana y Joe Arroyo. De este cantante destaca el tema Echao pa´lante, porque habla de un pueblo que vive siempre en la adversidad y la única forma de salir es ‘echar pa’ lante’, con fe y optimismo.

Pregunta suelta

¿Quién es Juan y quién es el Capitán Mentiras?

Fue parte de las calumnias del gobierno anterior, quiso estigmatizarme con eso. Siempre ha habido un intento de desprestigiarme. A mí se me puede acusar de ser comandante de las libertades, de los derechos humanos de la inclusión social, de la lucha contra la violencia hacia la mujer. Fui coautor de la primera ley contra la violencia hacia la mujer. Jamás uso la violencia, soy un hombre de paz.

MAURICIO SALEM(32843230)

Mauricio Salem: “Nunca me han dicho que no”

Leer más

Ping Pong

¿Venezuela o Ecuador?

Ecuador, mi patria, mis raíces.

¿Fanesca o encebollado?

Fanesca y encebollado. También lo preparo, es una delicia. Como entrada encebollado y fanesca como plato fuerte con un buen vino blanco.

¿Carro o moto?

Carro. A los 18 años quería recorrer América en moto, ahora tengo 64, van a decir, viejo ridículo (risas).

Entre un campeonato de la Liga y otro de básquet, ¿por cuál se va?

Al uno lo veo y al otro lo grabo para verlo después.

¿Vino o cola?

¡Vino!