Amanda Bynes y su casi redención

  Ocio

Amanda Bynes y su casi redención

La exestrella de la actuación podría dejar la sobriedad tras su reciente ruptura amorosa.

Amanda Bynes
Amanda se dio a conocer desde niña en series de Nickelodeon.Internet

El 14 de febrero pasado, sí, el Día de San Valentín, la controversial actriz Amanda Bynes anunció el romántico hecho de que se casaría con su novio, Paul Michael. Todo estaba saliendo a la perfección y medios internacionales aseguraban que el amor estaba trayendo tranquilidad a la vida de Amanda, quien se ha caracterizado por años, por tener varios problemas legales y de conducta.

Pero el romance llegó a su fin. Así lo confirmó el pasado domingo el propio Paul. El exnovio de la actriz de 33 años confirmó la noticia a In Touch. “Lo hicimos, sí, cortamos... aunque la amo, es mi mejor amiga”, dijo Paul. Antes de la confirmación, Amanda borró todas las fotos de Paul de su Instagram.

98d4cdb9e14543439c732f6e2086c765_xl
La foto con la que anunciaron su compromiso.Instagram

Una fuente le confirmó al portal de noticias E! News que Bynes y Michael se conocieron en rehabilitación y estuvieron saliendo durante unos dos o tres meses antes de anunciar su compromiso. “Los padres de Amanda son plenamente conscientes de su comunicado y en este momento, que está bajo su tutela, no aprueban a Amanda para casarse legalmente”.

Verónica Marcalla

Verónica Marcalla: la creativa ecuatoriana detrás de las uñas de Rosalía

Leer más

Tras la separación no se conoce el estado en el que se encuentra la intérprete, puesto que podría tener algún quiebre en su salud mental. La estrella de What a girl wants ha mantenido su vida en privado. 

En los últimos años, ha salido del foco de atención para centrarse en otros aspectos de su carrera y también para priorizar su salud. El año pasado se graduó del Fashion Institute of Design and Merchandise y se mudó a un centro de sobriedad. Sin embargo, se conoció que abandonó las instalaciones y que estaba “abierta a recibir ayuda”.

Cambio radical

Amanda Bynes presumió a principios del 2020 un tatuaje facial en forma de corazón y sus seguidores no podían creerlo. La rubia lo anunció en sus redes sociales, en la que también se la ve con un arete en la nariz. Esta imagen más ruda se opone por completo a la de estrella infantil a principios de los años 90.

Ver esta publicación en Instagram

👽

Una publicación compartida de Amanda Bynes (@amandabynesreal) el

Sus raras apariciones

Bynes rara vez ha contado con muchos detalles sus problemas o su vida personal, aunque se mantiene en un vaivén de circunstancias. Ella dio una rara entrevista en 2017, la primera en cuatro años, en la que dijo que estaba sobria desde hace tres años y esperaba volver a actuar. En el 2018 fue la portada de la revista Paper y comentó que solía abusar de Adderall y que después de retirarse de la actuación, sintió que “no tenía ningún propósito en la vida” y constantemente se drogó con marihuana.