Guayaquil: Los vinilos vuelven a sonar en el Santa Ana

  Guayaquil

Guayaquil: Los vinilos vuelven a sonar en el Santa Ana

Los integrantes de agrupación pionera de tocadiscos de Guayaquil se reencuentran y mezclarán en vivo, tras cuatro décadas. Cuentan sus anécdotas

DISCOS DE VINIL (7198833)
Dinamismo. Los miembros nuevamente volverán a sonar los clásicos de los 80 y 90 hoy, en los exteriores del bar La Taberna, en el cerro Santa Ana.JIMMY NEGRETE

Corrían los años 80 y en la escandalosa Guayaquil un grupo de 20 adolescentes se cansó de cargar monumentales cajas parlantes para ‘encender’ las fiestas de sus vecinos o compañeros de colegios. Querían seguir mezclando sonidos, a través de los clásicos discos de vinilo, pero ya de una manera formal y, como si se tratara de una banda de rock, recorrer diferentes rincones del Ecuador inundando las pistas de baile de diversión.

08102021 CANTANTE CHAM (7195343)

Guayaquil: Dos Caras ‘rueda’ con su diversión en los buses

Leer más

Así fue que se integraron a Alegría Motown, agrupación pionera de los pinchadiscos en la ciudad, y que por sus filas pasaron al menos 300 jóvenes que les encantaba manipular los voluminosos vinilos, y que ponían a mover las caderas de la gente con los éxitos de artistas como la Sonora Dinamita o el legendario Michael Jackson.

Kiuster Klinger, de 56 años, es uno de los fundadores. Apenas terminó el colegio no dudó en ingresar a este clan que volverá a sonar los vinilos hoy, a las 14:00, en el bar La Taberna. El local se levanta en el escalón 37 del cerro Santa Ana y cuyo propietario es otro fundador del grupo: Manuel Vélez.

DISCOS DE VINIL (7198838)
Labor. En el sitio también está un elemento que conjuga el vinilo con disquette.JIMMY NEGRETE

Allí, hace pocos días, se dieron cita seis integrantes y recordaron aquellas anécdotas que vivieron en la época de oro del DJ. En el local ya se percibe el ambiente a ‘la vieja guardia’. Afuera del establecimiento se ha colocado un cartel con los logotipos del grupo, mesas decoradas con los discos de acetato, pues será el espacio donde los pinchadiscos mezclarán al aire libre clásicos musicales.

Sombreros Quito

Una tradición en forma de sombrero

Leer más

Adentro, las gavetas repletas con los discos llaman la atención de los sonidistas y, al agarrarlos, recuerdan las noches de festejos. “¿Te acuerdas de esa quinceañera de La Libertad?”. “Fuimos la sensación en las fiestas de Yaguachi”. “Madonna y Michael Jackson, cómo olvidarlos, fueron los que marcaron esa época”, cuentan, mientras guardan los discos en los que figuran Soda Stereo, Lisandro Mesa, entre otros.

Del grupo, Klinger es uno de los más animados por este reencuentro de discjockeys. Menciona que tenía 19 años cuando se convirtió en uno de los pilares de la banda, pues además de combinar los ‘cañonazos bailables’, él solito se llevaba a su espalda la “caja de muerto”.

DISCOS DE VINIL (7198834)
Encuentro. Los integrantes durante la previa del encuentro de esta tarde y noche.JIMMY NEGRETE

Se refiere a la caja amplificadora, de casi dos metros de altura, que se instalaba en la pista de baile y le daba igual si tenía que subir con ella tres o cuatro plantas. Sus otros compañeros, en cambio, requerían ayuda de dos o tres integrantes.

“Yo tocaba con los antiguos tocadiscos y, en julio del 84, entré justo en la época de oro, donde nos salían muchos viajes fuera de Guayaquil. Hasta las jabas con cervezas o gaseosas yo las subía. Hacíamos de todo”, remarca Klinger, quien demuestra sobre la mesa que todavía sabe ‘agitar’ los discos.

Se acuerda, asimismo, que el sindicato de choferes de La Libertad fue la ‘sede’ oficial de la agrupación cuando, por cuenta propia, ejecutaban los bailes los fines de semana. La entrada, en aquel entonces, costaba 100 sucres. También rememora que en ese cantón causaron sensación cuando participaban en las fiestas patronales o en los días de azueto y, por supuesto, en carnaval.

La jornadaAfuera del bar La Taberna, en el escalón 37 del barrio Las Peñas, se han instalado mesas con discos para desarrollar las mezclas. El acto se iniciará a las 14:00 de hoy, domingo 24 de octubre.

Patricio Loor, otro miembro, también se muestra entusiasmado de volverse a ver con sus compañeros y tiene en mente mezclar otras populares canciones de películas como la de ‘Los Cazafantasmas’ o ‘Calles de Fuego’. Él continuó con su pasión, la de discjockey, y resalta que se adaptó a la tecnología. “Ahora lo hago todo desde una laptop, ya hay hasta programas... Antes ni pensábamos en usar audífonos”.

PINTURAS EN EL CUERPO, (7174020)

Lienzos humanos en festival artístico

Leer más

Sin embargo, reconoce que a comparación de ahora, antes había una “diversión pura”. “La gente iba a divertirse de verdad, sin drogas, y por eso es que cada fin de semana teníamos eventos. Yo dibujaba logotipos con materiales fosforescentes y hacíamos concursos para que los bailadores ganen al son de nuestras mezclas. Así eran esos tiempos”, narra.

Manuel Vélez asevera que en aquellos eventos iban hasta 500 personas y, sobre todo, ya tenían reservadas las fiestas de Yaguachi y de los cantones de la costa ecuatoriana. “Nosotros matamos a las orquestas y a nosotros nos mató el CD, y ahora cualquiera es DJ con las plataformas tecnológicas”, argumentó al recordar que prevé otro reencuentro en diciembre próximo.