Guayaquil

Ya se puede viajar a Guayaquil desde Manabí y El Oro por la terminal terrestre

Asimismo, el COE de Guayaquil solicita el aforo del 75% para todos restaurantes de la ciudad. Conoce el resto de pedidos

COE CANTONAL
Nuevas resoluciones tomadas por el COE Cantonal de Guayaquil.Cortesía

El Comité de Operaciones Emergentes (COE) de Guayaquil solicitará al COE Nacional la extensión del requerimiento obligatorio de pruebas rápidas de COVID-19 a los viajeros de los vuelos nacionales para todo el mes de septiembre. Es decir, todos quienes arriben y salgan desde el aeropuerto José Joaquín de Olmedo deberán portar los resultados negativos de uno de estos test.

Reunión de los ministros con autoridades del colegio Alemán Humboldt de Guayaquil.

El regreso a clases, la otra brecha entre Viteri y el Gobierno nacional

Leer más

El COE Guayaquil además solicitará la autorización del aumento del aforo en los restaurantes de la ciudad al 75%. Es decir, que los comedores puedan poner a disposición la mayoría de sus mesas.

Esas fueron algunas de las resoluciones, que hoy 20 de agosto de 2020, autoridades de la ciudad acordaron en el encuentro semanal del COE, en la Corporación para la Seguridad Ciudadana, presidida por Gustavo Zúñiga, para ayudar a reducir los índices de contagios de coronavirus en el Puerto Principal.

Otras de las resoluciones importantes fue la autorización de la apertura de frecuencias interprovinciales, provenientes de las provinciales de Manabí y El Oro en la Terminal Terrestre de Guayaquil. Además de que, una vez más, las autoridades dejaron claro que las clases presenciales continuarán suspendidas hasta nuevo aviso.

Pese a estos cambios y a los que ya había anunciado el COE Nacional, como reapertura de cines y teatros con el 30% de aforo, Guayaquil continúa en semáforo amarillo.

Humberto Torres en clases

El COE de Guayaquil ratifica que no habrá retorno a las aulas por ahora

Leer más

El Doctor Carlos Farhat, epidemiólogico Municipal, quien dirige la vigilancia de contagios en territorio de la ciudad, señaló que hay una estabilidad en el número de casos del área urbano marginal. Mencionó que se han realizado 595.880  pruebas rápidas en los hogares, desde junio, de los cuales 562 son sospechosos de COVID-19.

Además de los controles epidemiólogos que, manifiestan las autoridades, han realizado, la conciencia ciudadana parece haber puesto de su parte. Pues el representante del ECU 911 mencionó que ha bajado significativamente el número de alertas de aglomeraciones, de 643 casos pasó 436; de libadores de 1973 a 1886 Y de fiestas de 113 a 71.