Guayaquil

Organización Mundial de Parques Urbanos critica obra del Municipio de Guayaquil

El presidente de la organización, que en 2019 asesoró al cabildo porteño en temas de movilidad sostenible y arborización, ahora rechaza la construcción de 7 puentes

valla publicitaria guayaquil
Banner publicitario que ocupa gran parte del reducido paso peatonal en Guayaquil. Nota: Diana Sotomayor Foto: Valentina Encalada SEPTIEMBRE 05 Guayaquil-Ecuador Agencia (ag-expreso)VALENTINA ENCALADA/EXPRESO

En este mes de noviembre inicia las licitaciones para la construcción de siete puentes elevados que “facilitarán la movilidad en Guayaquil”. Por ellos circularán unos 700.000 carros. Para esta obra el Municipio de la ciudad pagará al menos 100 millones de dólares. Así lo informó, a finales del pasado octubre, Andrés Burbano, director de Obras Públicas del Cabildo.

La planificación y el anuncio de esta obra ha provocado el rechazo y la lamentación de planificadores urbanos y activistas que buscan constantemente ampliar el espacio para peatón y descongestionar de vehículos la ciudad para así tener más árboles y mejor aire para respirar.

Una de las talas que EXPRESO pudo captar durante un recorrido en el golfo.

El Ministerio del Ambiente calla frente al manglar talado

Leer más

Uno de los opositores de esta obra- que así lo ha dejado claro en su red social- es el presidente de la Organización Mundial de Parques Urbanos, Guillermo Peñalosa, quien en septiembre de 2019, invitado por el mismo Municipio de Guayaquil, visitó la urbe porteña para dar consejos de planificación urbana y el mismo que quedó sorprendido al enterarse que Guayaquil, con casi 3 millones de habitantes, tenía alrededor de 66.000 árboles, cuando debería alcanzar los 500.000.

Con un tuit, hoy 5 de noviembre, Peñalosa rechazó la obra. “Guayaquil prioriza autos y más autos. Las "7 soluciones" son para mover carros. Video del gobierno lo confirma: "benefician a 700.000 autos por día..." Cero prioridad de peatones, ciclistas, transporte público. Nada que ver con ciudad equitativa y sostenida. Lástima”, dijo.

Posteando imágenes de una recreación de la obra que hizo el Municipio de Guayaquil, el experto dice que la reactivación económica de la construcción, postCOVID, presenta una buena oportunidad de hacer cambios en las comunidades de forma radical. Es decir, equitativas y sostenibles. “Hacer lo mismo de antes, así sea mejor, es desaprovechar oportunidad histórica. Más densidad, movilidad sostenible”, detalla.

Cuando Peñalosa visitó la ciudad, recorrió por cuatro días parques y áreas verdes de Guayaquil. Después dio varios consejos a las autoridades. Entre esos estaba mejorar el espacio público para más uso del peatón, más arborización en la ciudad y ciclovias recreativas. En su conferencia, destacó, justamente, que un gran error que comenten muchas ciudades, es creer que con la creación de puentes vehiculares se puede solucionar el problema de movilidad. Todos estos consejos fueron escuchados por la alcaldesa de la ciudad Cynthia Viteri, pero al parecer no tomados en cuenta.

No ha sido el único experto en rechazar la obra a construirse. La organización de peatones y ciclistas Masa Crítica, mencionó también, con una publicación en su página web, que estas “siente soluciones”, como lo expone el Municipio, son un error.

RECORRIDO GUYAAQUIL  (32763227)

Guayaquil endurece medidas ante un aumento de contagios

Leer más

Cita varias ejemplos, donde la creación y ampliación de vías, solo ha provocado más congestión: “Los carriles de la vía Perimetral fueron ampliados en menos de 30 años. En las avenidas Quito y Machala aún se congestionan después de haber retirado a los buses urbanos”, detalla.

Masa Crítica además enumera varias desventaja que traerá la mega obra, proyectada a iniciar su construcción entre abril y mayo del 2021. Estas son la reducción de la caminabilidad, aumento de espacios inseguros, reducción del espacio para bicicletas, más contaminación ambiental, reducción de espacio permeable y arbolado, aumento de calor y reducción del derecho al espacio público.

La organización llama a repensar en obras que beneficien al peatón y da algunas recomendaciones como crear parterres centrales y veredas con árboles frondosos; aprovechar los espacios abandonados, bajo los pasos a desnivel existentes con negocios o servicios; e invertir en la mejora del transporte público.