Guayaquil

El aeropuerto de Guayaquil intenta 'despegar' tras año y medio de pandemia

Con estímulos a locales comerciales y aerolíneas y otras medidas buscan reactivar al "José Joaquín de Olmedo". La concesión se mantendrá hasta 2031

locales cerrados 4
Así lucen algunos locales comerciales del aeropuerto de Guayaquil desde el inicio de la pandemia.Miguel Canales

El aroma del café que a toda hora servían en restaurantes y soda bares dentro del edificio terminal del aeropuerto José Joaquín de Olmedo, apenas podía sentirse la mañana y tarde del jueves último. Era un día frío, típico de agosto, pero la causa de la poca demanda de la estimulante bebida era otra: una marcada ausencia de viajeros.

Aeropuerto de Quito

Quito, el mejor aeropuerto de Suramérica, según Skytrax World Airport Awards

Leer más

"Estamos así casi todos los días. Antes de la pandemia atendíamos a un promedio de 200 o más clientes, ahora son 70", comenta una empleada del local de una cadena de cafeterías que atiende entre las área de arribos nacionales e internacionales.

"Si hay un lugar donde casi todo parece que estamos todavía como al inicio de la pandemia, es el aeropuerto de Guayaquil", dijo a su vez un empleado de una rentadora de autos del lugar. " Y si usted visitaba (esta estación aérea) antes de mayo de este año, el asunto era peor".

Y no mentía, en ese mes recién comenzaron a reabrir sus puertas algunos locales que no habían atendido desde marzo de 2020, cuando estalló la crisis sanitaria.

poca
Poca afluencia de viajeros y locales cerrados detrás de biombos con anuncios, es lo que se observa dentro de la terminal aeroportuaria hasta estos días.Miguel Canales

Es el caso de una compañía que se dedica a guardar equipajes y a embalar o emplasticar maletas. Denisse Flores, empleada del negocio, dijo a EXPRESO que hoy facturan solo alrededor del 30 o 35 % al día, de lo que facturaban en el ramo de guarda equipaje, un servicio que va desde los 5 hasta los 10 dólares diarios por cuidar las maletas, dependiendo del tamaño de estas.

GYE_2504

La Feria del Libro 2021 será presencial y tendrá un encuentro de creadores de contenidos

Leer más

Dos vuelos internacionales en la mañana y otros tantos en la tarde, que arribaron ese 4 de agosto al José Joaquín de Olmedo, es la tónica de lo que se está dando la mayor parte de los días, lo que se traduce en una baja afluencia de público al aeródromo.

Paradójicamente, en los accesos de este sitio ahora hay más movimiento y personal de seguridad que antes de la llegada de la Covid-19. Los guardias mantienen estrictos controles que siguen impidiendo que allegados de los viajeros y cualquier persona que no tenga un tiquete de vuelo, pueda ingresar al edificio.

De ahí que no es difícil entender que hasta los agencias u oficinas de entidades públicas, como el Registro Civil, permanezcan cerradas hasta la fecha.

La oferta de asientos en vuelos a España recupera un 70 % de la precovid.

Aerolíneas piden que vacunación no sea obligatoria en vuelos internacionales

Leer más

“Estamos recuperándonos, pero todavía estamos complicados. Todavía no hay los pasajeros suficientes para que haya ingresos suficientes para pagar las obligaciones que tenemos”, dijo a este Diario, Ángel Córdova, gerente general de Tagsa, la empresa concesionaria y administradora del aeropuerto.

Agregó que al momento no les esta cobrando las rentas por los alquileres a los negocios que están cerrados en las distintas áreas del aeropuerto; y a los locales que siguen abiertos, (que son 44), les está cobrando con un descuento del 50 % en adelante.

La concesión se mantendrá

Tagsa, que en 2020 dejó de percibir aproximadamente $ 55’000.000 millones en ingresos y tuvo una pérdida contable de mas de $ 5 millones -según Córdova-, había solicitado tras estallar la crisis sanitaria, la suspensión del período de concesión, ante el duro el impacto a sus arcas.

Al respecto, Nicolás Romero, gerente general de la Autoridad Aeroportuaria de Guayaquil (AAG), reveló a EXPRESO que esa idea ha sido descartada, una vez que se llegó a un arreglo con la concesionaria.

aeropuerto5
Locales de grandes cadenas de comidas rápidas anuncian que están volviendo. A los que han estado cerrado no se les cobra el alquiler, afirma Tagsa.Miguel Canales

Luego de análisis legales y financieros que duraron aproximadamente siete meses, la AAG, entidad reguladora, aceptó entregarle a Tagsa dos años más de concesión, que llegará ahora hasta el año 2031. Además decidió disminuir del 55.25 % al 53.66 %, lo que la Autoridad Aeroportuaria percibe de Tagsa por concepto de ingresos brutos regulados (todo lo que se cobra a los aviones y a los pasajeros por uso del aeropuerto).

Avianca

Avianca reanuda a partir del 4 de octubre conexión Quito-Cuenca

Leer más

“Con eso se recupera el equilibrio económico financiero que Tagsa estaba reclamando”, precisó Romero, quien recalcó que el acuerdo fue aprobado por el directorio de la AAG, el Concejo Cantonal, y ya fue elevado a escritura pública.

Ambas entidades insisten en que se sigue dando los incentivos a las nuevas aerolíneas que deseen ingresar al mercado guayaquileño, así como a las que ya operen en la ciudad y que deseen iniciar vuelos a nuevos destinos; o aumentar sus frecuencias. 

“Estas ayudas varían, pero llegan hasta un máximo de un incentivo escalonado multiaño en tasas de aterrizaje y parqueo”, explicó Romero quien recordó que con estas medidas Guayaquil ha logrado traer, últimamente, compañías como Air Europa, Spirit, JetBlue, Iberia, Plus Ultra, Interjet, Aeroméxico; y ha ampliado vuelos o destinos con Avianca, LATAM y American.

Otros estímulos al sector

Además se está presentando al Directorio de la AAG una solicitud de devolver por un año el 100 % de lo que recibe la AAG de los ingresos brutos regulados a los vuelos nacionales; y el 50 % a los internacionales.

El Plan de Vacunación Nacional, la eliminación del Impuesto a las salidas de divisas a las aerolíneas; la rebaja del impuesto Eco Delta y de la tasa de $ 50 por pasajero internacional (que significa una reducción directa en el pasaje aéreo), “son pasos importantes para lograr esta verdadera reactivación a nivel aéreo”, recalcó Romero.

Optimismo en el Gobierno

El Gobierno nacional también se muestra optimista en cuanto a una pronta recuperación de la industria aérea. El Ministerio de Transporte y Obras Públicas indicó en un comunicado que los aeropuertos de Quito y Guayaquil están brindando todas las facilidades para las conexiones nacionales e internacionales, con el fin reforzar la conectividad aérea que permita a su vez reactivar el turismo y facilitar el comercio.

Según datos de la Dirección General de Aviación Civil (DGAC), de enero hasta mayo de 2021 se han movilizado por estas terminales aéreas 719.730 usuarios extranjeros.

De esta cifra, 323.144 viajeros corresponden a ingresos y, 396.586 a salidas al exterior. Mientras que el tráfico aéreo doméstico, tanto regular como no regular transportó en el mismo periodo 321.033 personas.