Los comercios, ávidos de regeneración y proyectos

  Guayaquil

Los comercios, ávidos de regeneración y proyectos

Los motores del casco comercial dan sus propuestas. Esperan planes integrales donde se incluyan al turismo y los emprendimientos

CENTRO DE GUAYAQUIL .. (9336920)
Escenario. En diferentes calles del centro de la ciudad se observa que los negocios, que no son gastronómicos, también barajan estrategias para dinamizar el sector. Todos piden una recuperación integral.CARLOS KLINGER

Para que el dinamismo regrese a los negocios que se levantan a lo largo del bulevar 9 de Octubre, así como a los de las calles aledañas, hace falta una regeneración integral que contemple planes de seguridad que protejan al ciudadano y con un eficaz apoyo a los emprendimientos. Eso permitirán resultados como atraer a aquellos residentes que se fueron del casco comercial y turístico de la urbe, y que el centro recupere la anhelada vida nocturna.

En eso concuerdan los propietarios de locales comerciales, más allá que los de gastronomía, sino los de venta de indumentaria, calzado, joyerías, librerías o las memorables fuentes de soda. Todos apuntan a un centro vivo, que no siga con su estampa de bodegaje y que en los edificios se pongan en marcha planes habitacionales.

Foto de Sistema Granas (9349916)
Entorno. La mayoría espera más proyectos, iluminación y apoyo a los comercios. Miguel Canales / expreso

Estas últimas propuestas que Diario EXPRESO ha registrado, a propósito del concurso de ideas para el rescate de esta parte de Guayaquil, los ‘motores’ del centro señalan que es la ruta a seguir y la aplauden. Y es por esto que también se suman a lanzar sus ideas.

jovenes

Darle la espalda a los jóvenes frena el ansiado rescate urbano

Leer más

Uno de ellos es Washington Pilco, quien conoce al sector desde hace más de 40 años. Él estableció una fuente de soda en la calle Vélez, entre Escobedo y Boyacá, y la mantiene hasta ahora, pero al mediodía también funciona como restaurante.

Aunque hay otros negocios similares en el entorno, Pilco se lamenta que cuando el reloj marca las 19:00 aterriza la desolación. “Por eso es que se deben pensar en planes para funcionar los negocios hasta más tarde, por ejemplo ahora cierro a las 18:00, pero hace muchos años, a las 21:00, aún era vivo”, rememora Pilco, al sugerir más iluminación y estrategias que promuevan la operatividad hasta altas horas de la noche.

expreso
Una iniciativa cívica con el apoyo de la empresa privada.RESCATEMOS EL CENTRO DE GUAYAQUIL

Un comentario semejante soltó Gabriel Padilla, propietario de un local de venta de calzado cerca de Pilco. Considera que la regeneración urbana en el sector debe aterrizar de manera integral.

“El tráfico, los edificios abandonados y soportales oscuros, todo eso hay que intervenir y evitar que áreas caminables sean letrinas públicas (como el domingo 13 de noviembre lo publicó EXPRESO). El Municipio debe preocuparse a la par de otros comerciantes”, dice el hombre, quien espera que se resuelvan estos problemas para que así el centro sea caminable y la ciudadanía pueda volver a visitarlo, como tanto lo anhela.

El centro no solo es el Malecón 2000 o la calle Panamá, pues también hay puntos como plazas o sitios donde se concentran locales comerciales de todo tipo y se debe voltear a mirarlos. Es lo que opina Carmen Morán, quien a diario le gusta caminar por el bulevar para llegar a su trabajo, por la calle Pedro Carbo. Ella espera la cabida de más puntos turísticos. “Apoyo el rescate de todo el centro, pensar en actividades culturales, integración con los jóvenes y hasta volver peatonal ciertas zonas, y de noche hasta conciertos de rock o pasillos, pero que hayan actividades”, pide Carmen.

centro de Guayaquil

Estas son las bases del concurso para rescatar al centro de Guayaquil

Leer más

Cerca de la plaza San Francisco hay una veintena de locales y kioscos, cuyos propietarios o comerciantes piden, en su mayoría, más vigilancia e iluminación. Entre ellos resalta Ruth Calderón, dueña de un negocio de venta de ropa, en las calles Vélez, entre Chile y Pedro Carbo, donde destacan guayaberas y trajes formales. Ella espera la reactivación total. “El Guayaquil antiguo se está olvidando por lo que todos debemos sumarnos, de nada serviría la reactivación si nadie está seguro”, concluye.