Estefanía Tigrero, de la Península de Santa Elena para el mundo

  Deportes

Estefanía Tigrero, de la Península de Santa Elena para el mundo

La atleta ecuatoriana estuvo al borde del retiro por una lesión, pero volvió para clasificarse al Mundial de Duatlón. Además busca asistir a la Maratón Boston

Estefanía Tigrero triatlón duatlón Ecuador
Estefanía Tigrero fue parte de la cita ecuménica de triatlón, en Suiza, en 2019.Cortesía

Las lesiones no detienen a la atleta peninsular Estefanía Tigrero Hermenejildo, de 32 años. Su última prueba exigente la cumplió en noviembre, en Manta, en la final de la válida Nacional de Triatlón en donde se ubicó tercera en la clasificación general de la categoría Sprint.

Previo al cierre en Manabí, la deportista también se destacó en las competiciones desarrolladas en Ayangue y Salinas, en la provincia de Santa Elena, eventos que formaron parte del torneo que cuenta con el aval de la Federación Ecuatoriana de Triatlón.

La válida Nacional busca a los mejores deportistas del país en esta modalidad para la clasificarlos a eventos internacionales, de ahí que la atleta peninsular se adjudicó un cupo para el Mundial de Duatlón (carrera de ciclismo y pedestre) que en el 2022 se disputará en Europa.

Richard Carapaz Ineos

Richard Carapaz liderará al Ineos Grenadiers en el Giro de Italia

Leer más

Estos retos no son nuevos para Estefanía, quien en el 2019 ya representó a Ecuador en el Mundial de Triatlón en Suiza; sin embargo, ahora, a sus 32 años, estos tienen una connotación especial debido a que después de haberse lesionado en una de sus piernas pensó en el retiro.

Los médicos le diagnosticaron ‘síndrome del piramidal’. La molestia se le presentó en el desarrollo de la cita ecuménica, por lo que el problema le mermó sus aspiraciones de estar entre las diez mejores del mundo.

Dentro de las recomendaciones para poder recuperarse estaba que debía dejar las pistas. Al principio Estefanía no podía creer que eso le estuviera pasando, pero pudo más el amor al deporte y se metió de lleno a las terapias con su entrenadora de pilates, Isabel Silva.

“Estoy de regreso”, expresó con gran entusiasmo, mientras efectuaba uno de sus entrenamientos en la playa del balneario de Ballenita.

  • Estefanía Tigrero triatlón duatlón Ecuador
    Tigrero (d) en el podio de la última válida del Nacional de Triatlón donde terminó tercera en la categoría Sprint.Cortesía
  • Estefanía Tigrero triatlón duatlón Ecuador
    La ecuatoriana, hace dos años, sufrió de síndrome del piramidal que la dejó al borde del retiro.Cortesía

Otra de las claves para su pronta recuperación fue una dieta estricta, fue allí que puso en práctica el ser nutricionista. Coincidentemente la joven alcanzó una licenciatura en la Escuela Superior Politécnica del Litoral (Espol) en aquella asignatura.

“Mi felicidad ahora no lo mido por el puesto que consiga en una competencia, sino por lo que he logrado hasta ahora. Disfruto lo que puedo hacer, yo sé que esto va paso a paso, pronto lograré los tiempos óptimos para ser parte del pódium como siempre ha sido”, manifestó.

Y es que desde sus inicios, Estefanía Tigrero Hermenejildo ocupó los primeros lugares en cada competición donde participó. En su etapa colegial lo hacía en atletismo, pero después sus descubridores, Randy de los Santos y Carlos Suárez, la prepararon como fondista.

Independiente del Valle

El top 5 del fútbol en 2021

Leer más

En esta última modalidad recorrió todas las competencias que se efectúan en las diferentes ciudades de Ecuador, pero la peninsular estaba segura de que podía dar más por lo que luego se metió de lleno al triatlón en donde ha conseguido logros importantes, llegando a convertirse en la deportista más completa de la península.

Tigrero Hermenejildo le da crédito de su éxito a cada uno de sus entrenadores que ha tenido durante su trayectoria. Por ejemplo, cita a Julián López, a la cubana Diana Morricel Echavarría y al guayaquileño Justo Suárez. “Cada uno de ellos aportó en mí y es por eso mis triunfos”, comentó con orgullo.

Una de las aspiraciones de Estefanía Tigrero para esta temporada que está por empezar es participar en la Maratón de Boston y para ello se prepara. Ese reto fue precisamente una de las motivaciones para someterse a su tratamiento de recuperación. “Tengo que correr en Boston, es la meta que me he propuesto y estoy segura de que la cumpliré”, dijo.

La deportista inculca su actividad a los niños, labora para una fundación norteamericana con sucursal en la península. Su objetivo es que los más pequeños formen parte de jornadas deportivas y no caigan en vicios de juego por internet o droga.

Tigrero aspira a que exista más apoyo de los entes encargados de la masificación deportiva en donde puedan ser parte jóvenes y niños que tienen ansias de triunfo en cualquier disciplina que ellos practiquen.