Deportes

El desafío de Vallejo para romper límites

El paratriatlonista nadó 10 kilómetros, en tres lagos, y recorrió otros 65 km en bicicleta por el día internacional de las personas con discapacidad

Pablo Vallejo - Sin Límites
Pablo Vallejo (i) recorrió 65 kilómetros en bicicleta como parte del desafío Sin Límites.CORTESÍA

Dejar el legado a su familia, en especial a sus hijos, que los sueños se cumplen es el objetivo que se propone Pablo Vallejo cada vez que participa en una competencia o se impone un reto.

Esto lo reflejó al efectuar un cruce natatorio de tres lagos, en una sola jornada, para conmemorar el día internacional de las personas con discapacidad.

El deportista que sufrió la amputación de su pierna izquierda cuando tenía 18 años, debido a un cáncer en el hueso, nadó 10 kilómetros y recorrió 65 más en bicicleta para cumplir con su misión.

Robert Moreno

Robert Moreno dice no a Ecuador

Leer más

La planificación original que preveía arrancar en la laguna de Cuicocha, cambió tras no recibir la autorización por parte del Ministerio del Ambiente para nadar en este lugar.

Pero esto no afectó a Vallejo, que apostó por algo más fuerte y se trasladó a la laguna de Mojanda, ubicada a 3.800 metros sobre el nivel del mar.

“Otras personas ya han nadado en las aguas frías de esta laguna, pero soy la primera persona con amputación en hacerlo”, contó el deportista.

Tras esto fue al lago San Pablo, donde la lluvia hizo más difícil el recorrido, y culminó la etapa de aguas abiertas en Yaguarcocha. Las transiciones entre un lugar y otro las efectuó en bicicleta, para concluir en Quito, tras completar 65 kilómetros.

  • Pablo Vallejo - Sin Límites
    Pablo Vallejo nadó 10 kilómetros en tres lagos. Su familia le recibió al completar el reto en Quito.KARINA DEFAS / EXPRESO
  • Pablo Vallejo - Sin Límites
    Pablo Vallejo nadó 10 kilómetros en tres lagos. Su familia le recibió al completar el reto en Quito.KARINA DEFAS / EXPRESO
  • Pablo Vallejo - Sin Límites
    Pablo Vallejo nadó 10 kilómetros en tres lagos. Su familia le recibió al completar el reto en Quito.KARINA DEFAS / EXPRESO

“El habernos planteado este reto es fruto del trabajo constante con mi equipo. La preparación y participación en el Iron Man de Manta, el Sudamericano de Colombia o el Mundial en Estados Unidos, fueron la preparación para poder completar el ‘Nissan Sin Límites’, un reto exigente”, manifestó el paratriatleta.

Precisamente en la competencia mundial, en Sarasota (Estados Unidos), recibió la calificación técnica para competir en pruebas del ciclo paralímpico con miras a Tokio 2020.

“Competir en pruebas en el país y en el exterior, cumplir con estos desafíos, es la única forma de ser visibles, que la sociedad vea que no hay límites”, resaltó el deportista que ya planifica la próxima temporada.

El Iron Man y el Mundial de paratriatlón son carreras fijas, además del Oceanman, donde tendrá su estreno, y que es una maratón en el mar, que le favorece, “ya que mi especialidad es la natación en aguas abiertas”.