Deportes

Alfaro Moreno afirma que no habrá problemas por Pérez

El presidente de Barcelona dice que el colombiano fue convocado para la pretemporada. También se refirió al caso Michael Arroyo.

unnamed
Carlos Alfaro Moreno, presidente de Barcelona.Archivo

El presidente de Barcelona, Carlos Alfaro Moreno, confía en que la salida de Sebastián Pérez del club no provocará un inconveniente legal.

 "Tenemos algunos documentos donde habíamos convocado a Sebastián Pérez a la pretemporada, sabiendo el tema legal, el cual él estaba decidido a no acudir, así que también nos avala eso, hablo del tema legal... en el aspecto futbolístico es otro tema. Siempre estuvimos en contacto con la gente de Boca (Juniors), así que sabíamos que el jugador comenzaría a entrenar con el equipo dueño de sus derechos", indicó el directivo.

Al ser consultado de si esto descartaría cualquier opción de demanda, Alfaro Moreno fue enfático: "De parte del jugador es imposible, porque él mismo no acudió (a la pretemporada). Incluso él tiene firmado un acuerdo de pago con la administración anterior y nosotros cuando ingresamos, a mediados de diciembre, teníamos clara la situación. El acuerdo de pago ya lo hemos comenzado a cumplir, como corresponde, pero no es un tema de litigio del jugador con Barcelona, simplemente nosotros teníamos que estar en contacto con la gente de Boca por cualquier situación de falta de cumplimiento él quedaba libre y es patrimonio de Boca, hemos estado en comunicación permanente y ellos conociendo la situación del jugador".

El 19 de febrero, en la página oficial de Boca Juniors se publicó el siguiente mensaje: "El jugador colombiano Sebastián Pérez, que estaba a préstamo en Barcelona hasta junio, logró un permiso por una deuda salarial del club ecuatoriano y regresó para entrenarse con la primera de Boca, con el aval de Miguel Russo".

Alfaro Moreno también se refirió al tema Michael Arroyo, quien hace algunas semanas hizo noticia con una posible demanda en contra de los amarillos.

“Michael ha demostrado un gran deseo de jugar en Barcelona. Le pedimos que venga a entrenar rápidamente y así lo hizo. El otro pedido era que él deje de percibir su remuneración en los meses que estaba suspendido y así lo aceptó. Será inscrito para jugar”, sentenció el directivo.