Buenavida

Conversa y enamórate más

Las buenas relaciones son una de las claves de la felicidad y estas son posibles gracias al diálogo diario

novios
Hay que saber hablarle a la persona con quien compartimos nuestra vida.PIXABAY

¿Le suenan familiares estas frases? "No quiero discutir contigo", "Luego hablamos", "No quiero hablar de ese tema", "No me pasa nada"... Si las utilizas con tu pareja, ¡cuidado! Esto indica que tienen un problema bastante serio de comunicación, porque no existe el deseo de escuchar y de ser escuchados. La psicóloga Jennifer Carranza, experta en tratar temas familiares, destaca que "el diálogo en una pareja es imprescindible para expresar las inquietudes que puedan surgir a lo largo de la relación". Conversar todos los días debe ser una costumbre siempre presente. Revisa todas nuestras recomendaciones

pareja

¿Eres su novia o su mamá?

Leer más

Temas que debes hablar con frecuencia

- Problemas familiares. Te puede resultar algo triste hablar de cuestiones familiares, como tus discusiones con tus padres, o lo que te molesta de tus hermanos. Asimismo, quizás te incomode escuchar los problemas familiares de tu pareja. Sin embargo, la familia es uno de los pilares y hablar sobre ella siempre ayudará a reforzar la unidad entre ustedes. 

- Salud. ¡Esto es importante! Tu cónyuge tiene que saber si, por ejemplo, la nuez te manda al hospital para que jamás se le ocurra regalarte un postre con ese ingrediente. Recuerda que estar con alguien implica también cuidarlo. 

- Dinero. No es que él o ella tenga que saber cuánto ganas, o lo contrario; pero si tienes una relación madura, hablar del dinero puede resolver muchas cosas. No importa si eso en lo que piensas invertir es para los dos, es necesario que tu pareja sepa acerca del gasto que planeas hacer. 

- Sexualidad. Probablemente sea un tabú en muchas relaciones, pero sin comunicación es muy difícil que ambos disfruten de la intimidad. 

- Metas. Esto les interesa a los dos. Pon atención a las cosas que le apasionan. Lo importante es que puedan compartir.

Tu compañero no es solo un acompañante, es tu balanza lateral para poder sostenerte todos los días de tu vida. 

Jennifer Carranza, psicóloga

Resuelve un problema sin peleas 

- Una conversación directa es mejor que mandar indirectas. Recuerda siempre que una platica es un proceso en el que se intercambian puntos de vista y opiniones. 

- Si empiezas a sacar problemas del pasado, puedes decirle lo siguiente: "Ese problema da para mucho y podemos hablarlo otro día, en este momento estamos viendo otra cosa totalmente distinta". 

- Hablar de los problemas con humor y contar chistes ocasionales puede ayudar a que el ambiente se relaje.