Buenavida

Si comes después de las tres de la tarde, engordarás

Esta práctica incide desfavorablemente en el metabolismo. Es prioritario establecer y respetar horarios adecuados para las 3 comidas principales. 

Comer temprano favorece a la salud
Es fundamental respetar el horario estipulado para comer.Pixabay

Cuando de bajar de peso se trata, no solo importa qué y cuánto comes sino también la hora en que ingieres los alimentos.

Consumir la comida fuerte (almuerzo) antes de 3 de la tarde puede hacer realidad tu deseo de perder kilos significativamente, pero si lo haces después de ese tiempo tus anhelos de adelgazar se quedarán truncados, señala el estudio en el que participaron 3.000 personas, y publicado en la revista American Journal of Clinical Nutrition.

Eso suceden, según los resultados de la investigación porque la ingesta tardía se asocia con factores de riesgo cardiometabólicos (obesidad, diabetes, hipertensión) y una eficacia reducida para adelgazar. 

Para Martha Garaulet, catedrática de Fisiología de la Nutrición de la Universidad de Murcia y una de las autoras del trabajo, las personas que comen tarde tienen ciertas características que podrían explicar por qué pierden poco peso cuando se someten a una dieta: falta de motivación, están estresados y por eso comen más o lo hacen compulsivamente mientras ven la televisión. Además, no les apetece comer más temprano porque suelen tener la leptina (la hormona que regula el apetito) más elevada, razón por la cual también suelen desayunar más tarde.

Realizar las 3 comidas principales del día en horas tempranas, es fundamental para lograr bajar de peso o mantener el adecuado. 

Y no solo almorzar tarde es perjudicial para la salud, cenar después de las 21:00, también lo es (tanto para adultos como para niños), porque puede contribuir a ganar peso y a subir el nivel de azúcar en la sangre, lo dice un estudio publicado en el Journal of Clinical Endocrinology & Metabolism, en junio de este año.

Sin dudas, es prioritario establecer horarios para las tres comidas principales del días (incluidos los refrigerios), de esa manera el organismo recibirá la energía necesaria y así no llegará 'hambriento' a una u otra comida. Vale la pena intentarlo, su cuerpo se lo agradecerá.

El horario

El desayuno es la primera comida del día, y debería ingerirse,  una  o 2 horas posteriores al despertar, entre las 5 a.m. y las 10 a.m. (todo dependerá de los hábitos y actividades de cada persona), según la revista Circulation, denla American Heart Association (AHA).

Almuerzo, a partir de las 12:00 y antes de las 15:00.

Merienda, a partir de las 18:00.

Cuando se come tarde, el cuerpo no asimila bien ni los carbohidratos ni los azúcares, haciendo que sea más fácil acumular calorías en forma de grasa.