El sufragio segmentado se analiza en protocolo electoral

  Actualidad

El sufragio segmentado se analiza en protocolo electoral

Las concentraciones masivas están prohibidas por precaución. Las caminatas y caravanas motorizadas propone el CNE

Campaña- caravanas- cne- protocolo
Advertencia. Las autoridades locales podrán aplicar multas y sanciones por no respetar el protocolo del CNE.Cortesía

La votación segmentada va camino a ser un hecho. El Consejo Nacional Electoral (CNE) continúa elaborando el protocolo de bioseguridad que se aplicará el día de las elecciones generales, previstas para el 7 de febrero próximo. El documento estará listo en los próximos días.

Dentro de la propuesta se incluirá un mecanismo de tres turnos para el sufragio: en la mañana se votará por horarios, de acuerdo al número de cédula, mientras que en la tarde (de 15:00 a 17:00) se prevé dejar espacio para las personas de la tercera edad.

CNE- COE- protocolo- elecciones

El CNE y el COE diseñan los protocolos electorales de bioseguridad por separado

Leer más

El consejero del CNE, Luis Verdesoto, le dijo ayer a EXPRESO que los horarios no serán inflexibles, es decir, si una persona no puede acudir a sufragar a la hora asignada por el último dígito de la cédula y va más tarde, no se le impedirá votar, pero tendrán preferencia aquellos que están dentro del turno. Pero la sugerencia firme será acatar los horarios que se impongan en el protocolo.

El futuro de esta campaña estará en la habilidad de migrar hacia espacios virtuales.

Michael Aulestia,
​candidato a asambleísta

Lo que sí está aprobado son las directrices que los partidos y movimientos políticos deberán aplicar obligatoriamente para poder desarrollar sus campañas a partir del 31 de diciembre, cuando arrancan de manera oficial. El protocolo fue aprobado la noche del jueves por el pleno del CNE.

El principio fundamental de esta normativa es que están prohibidas las concentraciones masivas en calles, estadios, coliseos u otros espacios cerrados que habitualmente eran usados antes de la pandemia de la COVID-19 por los candidatos para emitir discursos.

En su lugar, el Consejo Nacional Electoral promoverá las caravanas motorizadas y las caminatas, pero con un número determinado de participantes y una serie de medidas de seguridad provistas por las organizaciones políticas que, de incumplirlas, serán sancionadas por las autoridades competentes.

ATAMAINT- mascarillas- UE

Observadores electorales de la Unión Europea llegarán desde mediados de enero al país

Leer más

Los dirigentes del movimiento Ahora empezaron ayer a analizar el protocolo aprobado por el CNE y anunciaron que de inmediato empezarán a capacitar a sus militantes para que se cumpla la normativa.

Michael Aulestia, candidato a asambleísta por esta organización política, dijo que sin duda hay una fuerte limitante para poder difundir las propuestas de la forma tradicional, “pero en la situación actual lo mejor es acatar las normas y si es necesario implementar las nuestras propias. En nuestro caso, preferimos las caminatas”, señaló.

Según explicó Verdesoto, todas estas disposiciones y las que se vienen trabajando para el día de las votaciones contaron con el asesoramiento y observación de la Organización Mundial de la Salud (OMS). El protocolo, que tiene carácter de aplicación obligatoria a nivel nacional, deberá ser ejecutado y controlado por los municipios, prefecturas y todas las autoridades locales.

Caravanas

En cantones con más de 100 mil votantes (Guayaquil, Quito) la caravana podrá tener un máximo de 50 vehículos. En los que tienen hasta 10 mil electores, la autorización de participantes no excederá los 30 automotores, y en aquellas localidades con menos de diez mil electores no más de 20 vehículos.

Caminatas

Se divide en tres categorías. Los cantones con más de 100 mil votantes podrán movilizar a pie a 200 personas. Las localidades que tengan entre 10.000 y 100.000 electores tendrán autorización para caminatas de 150 personas y las de menos habitantes se movilizarán con 100 militantes.

Restricción

Los candidatos no podrán tener contacto físico con los simpatizantes. Sus discursos y propuestas los podrán difundir en movimiento y no podrán hacer paradas que propicien concentraciones. Tampoco podrán entregar objetos alusivos a la organización política que podrían ser vectores de contagio.