Las lluvias cobran dos vidas en Quito

  Actualidad

Las lluvias cobran dos vidas en Quito

Las víctimas limpiaban una quebrada en el norte de la ciudad.  En 24 horas cayó en la capital más agua que en una semana

lluvias- Quito- muertos
Situación. Hubo desconsuelo entre los familiares de los obreros que fueron alcanzados por la corriente.Ángelo Chamba/EXPRESO

Alfonso Núñez y Diego Lozada dejaron sus vidas en la quebrada Caicedo, ubicada en el sector de El Bosque, al norte de Quito. Estaban limpiándola y quedaron sepultados por al menos 17 metros cúbicos de lodo y agua.

Ocurrió la noche del martes pasado y no fue sino hasta la madrugada de ayer que el Cuerpo de Bomberos de Quito logró recuperar sus cuerpos luego de hacer labores manuales.

Othón Zevallos, gerente de la Empresa de Agua Potable (Epmaps), comentó que, en el caso de Alfonso, él estaba a punto de jubilarse. “Era un trabajador muy querido, muy comprometido. Hace poco nomás estábamos bromeando”, dijo.

El funcionario detalló que ambos trabajadores estaban en una de las estructuras de captación y esta habría colapsado por el récord de lluvias registradas en 24 horas. “Hubo entre 79 y 90 milímetros cúbicos, cantidad que cae en una semana”, aseguró Zevallos.

Tránsito vehicular en Quito.

Cambios al 'pico y placa' en la capital desde este miércoles 15 de diciembre

Leer más

La gente bota escombros en las quebradas y se talan árboles de la ladera.

Othón Zevallos,
​gerente de la Epmaps

Las precipitaciones se registraron en la parte alta de las laderas del Pichincha y estas estructuras están dispuestas, según el funcionario, para almacenar los aluviones que se forman en la montaña. Esto evita que el material llegue a la ciudad.

Santiago Guarderas, alcalde de la urbe, comentó que las víctimas trataban de bajar el nivel del agua que ya ponía en peligro a los edificios cercanos a la hondonada. “Con los trabajos que continuaron se bajaron dos metros y ya no hay riesgo”, agregó.

Sin embargo, la Dirección de Riesgos habría levantado información con los habitantes de los inmuebles cercanos a la quebrada. “Habrá planes particulares y la Administración Zonal se reunió con los vecinos”, informó Esteban Cárdenas, comandante del Cuerpo de Bomberos de Quito.