El 80% de las obras de construcción en Quito detiene sus actividades

  Economía

El 80% de las obras de construcción en Quito detiene sus actividades

La Construcción se suma al grupo de industrias que cuantifican las millonarias pérdidas que dejan los 9 días de paralización. En el sector de alimentos, las empresas lácteas son una de las más afectadas 

Construcción
Dentro de este sector económico se ha generado cerca de 500. 000 empleos activosArchivo / Expreso

El efecto de la falta de movilidad, producto del paro nacional que mantiene carreteras y vías obstruidas, ha reducido también la dinámica del sector de la construcción. Solo entre ayer y hoy, alrededor del 80% de las construcciones en Quito han tenido que detener sus actividades. 

floricultores

La exportación suma $ 27 millones de pérdidas

Leer más

Así lo señala Joan Proaño, vicepresidente de Constructores Positivos, uno de los principales  gremios que representan a esta industria que,  a raíz del paro, calcula  pérdidas diarias de  8.4 millones de dólares. 

Ese escenario, señala, pone en riesgo ya a miles de empleos. De 500.000 trabajadores que hay en este sector económico, se podrían estar perdiendo 25.000 empleos . La cifra podría ser mayor, si las protestas continúan. 

No es el único sector que lanza números para dar dimensión a los perjuicios. La Corporación Nacional de Avicultores del Ecuador (Conave) señaló que las trabas de traslados que impiden abastecer los mercados con su oferta, ya han generado pérdidas  de $ 14,8 millones, durante la primera semana de paro. 

Este 21 de junio, el sector alimenticio también se refirió al tema. Christian Wahli, presidente ejecutivo de la Asociación Nacional de Fabricantes de Alimentos y Bebidas(Anfab), señaló que el efecto es generalizado, pero afecta sobre todo  a las empresas lácteas. 

“Solo para esta semana, hemos podido determinar una pérdida de alrededor 500.000 dólares para estas empresas, esta cifra puede incluso ser mayor.”, dice Wahli, quien cita a la industria cárnica como otra de las afectada, debido al bajo volumen de productos transportados que deja el cierre de vías.