El FMI ya le pisa los talones al IESS como prestamista

  Economía

El FMI ya le pisa los talones al IESS como prestamista

Con los $1.000 millones que se esperan en junio, la deuda con el organismo llega a $ 7.700 millones. El IESS tiene $8.100 millones en bonos del Estado.

123456
En junio de este año se espera que el Directorio apruebe los dos desembolsos pendientes.Cortesía

Si se concretan los desembolsos de $ 1.000 millones del Fondo Monetario Internacional (FMI) en junio de este año, la deuda con el organismo sobrepasarían los $ 7.700 millones, de acuerdo a los reportes del Ministerio de Economía y Finanzas.

descarga

Bancos internacionales proyectan que Ecuador crecerá entre 4 y 4,5 % en 2022

Leer más

El Directorio del organismo, según el ministro de Finanzas, Simón Cueva, definirá los dos desembolsos en junio, correspondientes a la cuarta y quinta revisión del programa suscrito por Ecuador en 2020. En esa fecha se conocerán los detalles de cómo queda el programa. Cueva ha adelantado que habrá más flexibilidad en el gasto público para ejecutar obras.

El FMI va en camino de    consolidarse como el máximo acreedor de Ecuador. Tras la firma del primer acuerdo con el expresidente Lenín Moreno, el multilateral ahora es un prestamista clave para cubrir las necesidades de financiamiento que el país tiene año a año.

El organismo ya ha dejado atrás a financistas que en años pasados prestaron sumas importantes de dinero a Ecuador, como China, cuya deuda actual suma cerca de $ 4.500 millones    y está por sobrepasar al Banco Interamericano de Desarrollo (BID), cuyas acreencias llegan hasta marzo a los $ 7.112 millones, según el MEF.

Yahora, ya va cerca de la deuda en Bonos del Estado del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS). El monto en papeles del Estado que tiene la Seguridad Social, según datos del MEF, llega a $ 8.115 millones, hasta marzo de 2022.

Desde la gestión del anterior gobierno se ha buscado cambiar el perfil de la deuda externa. Contratar financiamiento con entidades financieras chinas y emitir bonos soberanos en los mercados internacionales, con altas tasas de interés, complicó la situación financiera de Ecuador y lo llevó a renegociar con sus acreedores a mediados de 2020.

Y, de alguna forma, el objetivo se ha cumplido. Gracias a ello, la tasa de interés promedio de la deuda pública de Ecuador se situó en 3,99 % en marzo de 2022. Es el porcentaje más bajo desde 2019, cuando el costo financiero fue de 6,16 %. El factor principal es la caída en la tasa de interés de la deuda externa, que pasó de 6,2 % a fines de 2019 a 3,2 % en marzo de 2022.

Desde 2019, los organismos multilaterales no han parado de darle financiamiento al país. Hasta marzo de este año, la deuda con los organismos (FMI, Banco Mundial, BID, etc.) ya sobrepasa los $20.000 millones, casi un tercio de toda la deuda pública.

Sin embargo, el pasar de las manos de china a las del FMI y los multilaterales ha traído complicaciones políticas, tanto al gobierno de Moreno como al de Lasso.

Moreno tuvo que lidiar con la eliminación de los subsidios a los combustibles, medida que casi le cuesta su cargo en octubre de 2020. Mientras que Lasso ha tenido que hacer frente a las críticas por la austeridad, situación que ha sido asociada con la deficiencia en la seguridad y en varios servicios públicos.

En principio, el acuerdo con el FMI concluye en este diciembre de 2022 con un desembolso de unos $700 millones. Con esa cantidad, la deuda con el organismo concluirá el año en          $ 8.400 millones, cifra que equipara casi al pico de la deuda con China en 2014:$ 8.114 millones.

Si el Gobierno recibe los $ 700 millones en diciembre será la primera vez que Ecuador cumple un acuerdo con el FMI. Las anteriores ocasiones los ha abandonado a medio camino, debido a las medidas impopulares que ha debido tomar.

Cueva cortado

El FMI da visto bueno para que Ecuador suba el gasto en obra pública

Leer más

En ese contexto, surge la interrogante:¿qué pasará luego de que concluya el acuerdo? “Tal vez exista una posibilidad positiva para un programa sucesor durante el resto de la administración de Lasso. Esto facilitaría una financiación barata en un momento de acceso al capital más caro”, aseguró Siobhan Morden, de Amherst Pierpont, con sede en Nueva York.

Cueva aseguró que definir qué pasará luego de que concluya el programa en diciembre todavía es prematuro en este momento. Por lo pronto, se sabe que el organismo realizará una revisión semestral al país.