Actualidad

Coronavirus en Ecuador: Vigilancia extrema en Pastaza para evitar el contagio

El cantón Mera es el cerrojo para evitar el coronavirus en la provincia de Pastaza. Es una de las cinco donde aún no hay casos.

Mera 1
El arco de desinfección por el deben pasar los vehículos en el puesto de control de ingreso a Pastaza.Cortesía

Ni personas ni vehículos pueden ingresar al cantón, la puerta de entrada a la provincia de Pastaza, si antes no pasan por el estricto proceso de desinfección ubicado en la única carretera que los conecta con la Sierra central, a través de la vía a Baños.

Coronavirus

Coronavirus: Un 95% de los niños de América Latina está sin escuela

Leer más

La implementación en el Control Integrado de Mera no costó más de 200 dólares, pero ha surtido efecto porque en Pastaza no hay hasta ahora, según sus autoridades, ningún caso sospechoso de la enfermedad. Y esperan seguir así porque ninguna persona entra sin antes haber investigado los sitios donde ha estado y el nivel de riesgo que representan.

El arquitecto Guidmon Tamayo, alcalde del cantón Mera y presidente del Comité de Operaciones de Emergencia Cantonal (COE), aseguró que destinarán todos los recursos que sean necesarios en las compras de desinfectantes para poder mantener a la provincia libre del virus, que ya ha contaminado a 18 de las 24 provincias del país.

En las vecinas provincias de Napo y Pastaza también se hacen controles rigurosos, pero ninguno implementado con tan pocos recursos e ingenio.

En la compra de los tubos y los conos, con los que se formó el rudimentario arco desinfectante, se gastaron apenas 200 dólares. A ello se suman otros pocos recursos con los que se adquirieron bombas y el tanque reservorio en el que se mezclan mil litros de cloro al 0,5 % y amonio cuaternario.

El chofer no puede pasar a la provincia sin hacer su desinfección antes. También se le hace un seguimiento y se le pide cuarentena si llega de provincias con contagios.

Según el alcalde Tamayo, mil litros de la mezcla alcanzan para desinfectar a cien vehículos, tanto por fuera como por dentro. Pero no solo es la fumigación, sino el control a cada uno de los vehículos y las personas lo que ellos creen que les ayudará a mantenerse libres del COVID-19. Todos, máquinas y personas, son registrados en una bitácora, que les permite saber el lugar de destino.

CONTROL CORONAVIRUS6.jpg

Coronavirus: Empresa privada dona material a Fuerzas Armadas

Leer más

Otros alcaldes de la provincia, que tienen límites con Napo, Orellana y Morona Santiago, están pensando en adoptar similares medidas, pues solo Sucumbíos y Morona Santiago han registrado, hasta ahora, casos confirmados.

Las comunidades indígenas del Oriente también han establecido aislamientos para evitar el contagio. “No vamos a permitir que ingresen personas que no son de las comunidades”, dice un líder indígena, quien pidió mantener su nombre en reserva. El cierre de la comunidad es lo único que nos permitirá no contagiarnos”, agregó. La experiencia de los contagios registrados en Chimborazo, por la presencia de extranjeros, les hace extremar las medidas de aislamiento.