Actualidad

Coronavirus: La compra de canastas alimenticias refleja falencias en los gobiernos locales

Hay prefecturas que gastan más que otras por menos productos. El Sercop verificará todas las operaciones

alimentos quito
El Municipio de Quito entregó kits de alimentoscortesía

Es otra vía de gasto para atender la emergencia sanitaria derivada del coronavirus. Los municipios, prefecturas y juntas parroquiales hicieron compras de alimentos para entregar a ciudadanos de escasos recursos. La transacción, aunque loable, deja en evidencia el uso de recursos sin planificación o con intenciones que deberán ser investigadas por la Contraloría General del Estado.

Jorge Yunda, alcalde de Quito, pide mantener cuarentena en la capital. Imagen de archivo.

Jorge Yunda: "Hemos pedido al COE nacional alargar la cuarentena en Quito

Leer más

Según el reporte de adjudicaciones en emergencia, que realiza el Servicio Nacional de Contratación Pública (Sercop), hay varios mecanismos para adquirir alimentos para la población pobre de una localidad. La que más ahorro reporta, sin que eso afecte la calidad de las canastas que se entregan, es la compra de alimentos por separado. Quintales de arroz, latas de atún, frutas, legumbres y alimentos no perecibles se consiguen al por mayor con un ahorro para el gobierno autónomo descentralizado.

Una vez comprados los alimentos en grandes cantidades, se arman las canastas que se distribuyen en diferentes espacios. La Prefectura de Pichincha es un ejemplo de esta alternativa.

El 17 abril, la entidad provincial adquirió, entre otros productos, 6.000 tarrinas de frutilla, 6.000 bolsas de habas, 14.000 fundas de panela granulada, 6.000 atados de cebolla, 6.000 lechugas, papas, uvillas, quesos, huevos, enlatados, entre otros miles de alimentos. Por todo el producto, que permitirá armar unas 6.000 canastas para familias, la Prefectura gastó 77.980 dólares.

El Gobierno provincial de Sucumbíos tuvo la misma idea pero gastó más. Pagó 100.000 dólares por 5.000 raciones alimenticias para la población vulnerable del sector. Es decir, 22.020 dólares más aunque se obtuvo 1.000 paquetes menos de comida.

El Municipio de Machala también recurrió a comprar paquetes armados de alimentos aunque el costo es más elevado. El 3 de abril canceló 145.365,48 dólares por comida a los ciudadanos de escasos recursos económicos.

El ejemplo más costoso es, sin embargo, el del Gobierno Provincial de Guayas. La administración de Carlos Luis Morales también apostó por la compra de paquetes de comida armados y no por adquirir alimentos al por mayor para ahorrar recursos.

262144CB-DB78-4D79-82D4-B329E636B48E

Coronavirus: el 70 % de las empresas de Quito no está generando ingresos

Leer más

El 7 de abril, la Prefectura de Guayas adjudicó un contrato por 323.500 dólares para obtener kits alimenticios para la población rural de la provincia.

El reporte, a diferencia de los otros gobiernos provinciales y municipales, no precisa cuantos kits fueron adquiridos.

Las juntas parroquiales, en su mayoría, también prefirieron combos y canastas listas para la entrega. Sus contratos, sin embargo, son por montos bajos. Ninguno supera los 8.000 dólares.

VENEZOLANOS DETENIDOS POR ROBO

Operativos policiales en Quito dejan al menos cuatro detenidos

Leer más

Según la directora del Servicio Nacional de Contratación Pública, Silvana Vallejo, no importa el monto gastado en compras para atender la emergencia, todos los procesos realizados bajo esa figura serán supervisados por más de un organismo de control.