Actualidad

La Conaie acepta dialogar y otros más se suman al llamado

Ambas partes empiezan a ceder.

CONAIE  (30691142)
Conaie extiende la mano al diálogoKarina Defas

La Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie) extiende la mano al diálogo propuesto por el presidente Lenín Moreno. A través de un comunicado difundido en su cuenta oficial de Twitter, el organismo manifestó que, luego de un proceso de consulta con las comunidades, organizaciones, pueblos y nacionalidades, decidió participar del diálogo para "la derogatoria o revisión del decreto 883", documento ejecutivo que eliminó el subsidio a las gasolinas extra y diésel. El texto, de tres puntos y firmado por el presidente de la Conaie, Jaime Vargas, valora la respuesta pública frente a las propuestas presentadas por el movimiento indígena y precisa que no dialogarán sobre ningún tipo de compensación. 

El presidente Moreno respondió favorablemente a la decisión del gremio indígena y los felicitó por la voluntad para sumarse al diálogo y así encontrar soluciones conjuntas. Leonidas Iza, dirigente indígena y presidente del Movimiento Indígena y Campesino de Cotopaxi, aclaró que a criterio de las bases de su provincia deben existir condiciones mínimas, como que este sea público, en una ciudad neutral y garantizado por organizaciones como la Conferencia Episcopal Ecuatoriana, las Naciones Unidas y más. "Si vamos al diálogo, este debe ser público, deben escuchar los 16 millones de ecuatorianos, todos los medios de comunicación deben transmitir para se vea que los dirigentes no están vendidos, nosotros no vamos a dialogar tras los bastidores, debe ser con el pueblo ecuatoriano... Estamos en consultas", declaró el dirigente a un medio de comunicación. Gremios e instituciones están prestándose como facilitadores del diálogo. De las primeras en ofrecerse fueron la Conferencia Episcopal Ecuatoriana y las Naciones Unidas. Una vez conocida la aceptación al diálogo de la Conaie, la oficina de las Naciones Unidas en Ecuador informó que iniciarán los contactos entre las partes. "Considerando la aceptación pública de la Conaie y el Gobierno para establecer una mesa de diálogo, iniciaremos de inmediato el contacto directo con los dirigentes del movimiento indígena y otros actores sociales para concretar próximos pasos y evitar la escalada de violencia". 

La Asociación de Municipalidades del Ecuador, que agrupa a los 221 alcaldes del país, también respondió. Una delegación de primeros ediles, encabezada por el presidente del gremio y alcalde de Paute, Raúl Delgado, mantuvo reuniones con el Ejecutivo en el Gobierno Zonal de Guayaquil de la que salió una primera decisión (ver apoyo adjunto). "Buscaremos una ciudad neutral en la que podamos dialogar y podamos encontrar un puente para que retorne la paz y la calma a los ecuatorianos", comentó el alcalde Delgado. Según el alcalde de Quito, Jorge Yunda, también parte de la comitiva de la asociación, dijo que están esperando a los líderes indígenas para darles oficialmente la decisión adoptada por el Ejecutivo. "Con la aceptación del Gobierno hacemos un llamado a deponer cualquier acto hostil", conminó el primer edil capitalino. 

Los alcaldes anunciaron que se esperaba la llegada de Salvador Quishpe, exprefecto de Zamora Chinchipe y dirigente indígena, para que tuviera un acercamiento con el Ejecutivo. En horas de la noche, la Conaie indicó que los acercamientos también deben contar con garantías se seguridad para sus dirigentes y que el acercamiento será "exploratorio". Las universidades también se ofrecieron como facilitadoras de este diálogo. Cuatro centros de educación superior de Quito, la Escuela Politécnica Nacional, la Politécnica Salesiana, la Católica del Ecuador y la Central, pusieron a disposición "las capacidades de nuestras universidades y sus miembros para establecer mecanismos de diálogo fructífero", reza un comunicado. Los quiteños se sumaron a los pedidos de diálogos y paz con un cacerolazo que se promovió por redes sociales y se escuchó por toda la ciudad. AAE