Los tres puntos vulnerables a la delincuencia de La Argelia

  Quito

Los tres puntos vulnerables a la delincuencia de La Argelia

Hay sitios en los que sospechosos bajan de carros sin placas y roban Cifras de la Fiscalía evidencian que en 2021 incrementaron los robos a personas

Delincuencia La Argelia
La Argelia. Para los moradores, el cruzar este túnel representa un peligro por los robos.Ángelo Chamba

Roban a los pasajeros cuando bajan de los buses, venden droga, y en los últimos días, delincuentes en motos atacan a los transeúntes para asaltarlos.

Así lo cuentan moradores de la parroquia La Argelia, localizada en el sur de la capital, que está integrada por 23 barrios. Dicen que tres sectores se volvieron críticos con respecto a la delincuencia: La Argelia Alta, la calle Cahuasqui y el barrio Aída León.

  • El 89.3% de robos a personas en el país se producen bajo la modalidad de asalto

En el primer lugar existen dos túneles que cruzan por debajo de la avenida Simón Bolívar y que unen la parroquia con Conocoto, localizada al suroriente de la capital.

Eddy Mejía es un morador del sector que tiene su negocio a diez metros de ahí y ha presenciado varios delitos.

La anterior semana, según el vecino, a una joven que regresaba de la universidad le robaron todo. “Dos sujetos se bajaron de un auto y, antes que saliera del túnel, la acorralaron. Se llevaron su computadora, su celular y el dinero”.

María Caguatijo señala un terreno abandonado cerca de los túneles y dice que ese lugar se ha vuelto guarida de delincuentes. “Suelen esconderse detrás de los arbustos para drogarse”. Por eso, los vecinos cortaron el césped para tener más visibilidad y denunciarlos.

cementerio

La inseguridad llega hasta al cementerio de Data de Villamil

Leer más

Los moradores que viven en el barrio Aída León cuentan que tienen miedo por dos cosas: los ‘choros’ están al acecho a toda hora y la Policía no realiza patrullajes.

David Lema dice que la mayoría de sus vecinos suben por la mañana hasta la avenida Simón Bolívar para tomar el bus y dirigirse a sus destinos.

Pero no solo ocurre en la periferia de este barrio. Lema recuerda que hace pocos meses cuando regresaba de un billar con su tío y su hermano fueron acorralados por un grupo de ladrones. Uno de ellos apuñaló a su ñaño y entre los tres lo detuvieron y lo golpearon.

Días después, los mismos sujetos le reconocieron a Mena y le abrieron el estómago de una puñalada. Por la calle Cahuasqui aparecieron ‘choros’ en moto, según Daniela. Ella cuenta que a las 20:00 todos los vecinos se meten a sus casas del miedo.

A partir de esa hora circulan motocicletas sin placas que roban a los moradores que llegan a sus domicilios.

Hace dos días, según la joven, hubo un cruce de balas entre la Policía y dos sujetos que viajaban en motocicleta.

Un policía reconoce que no existe suficiente personal para responder las alertas que se generan en toda la parroquia. Además, dice que la mayoría de patrulleros no están activos por falta de combustible. Solo cuatro recorren los barrios.

“Hay ocho motorizados que se dan vueltas por toda la parroquia, pero no se abastece” y añade que en las últimas semanas tres de estos uniformados tienen que dar custodia policial a detenidos que tienen arresto domiciliario y eso deja con menos operatividad a la Policía.

Diario EXPRESO solicitó una entrevista con algún oficial de la parroquia, pero hasta el cierre de esta edición no hubo respuesta.

Según cifras de la Fiscalía, entre enero y junio de 2021 aumentaron las denuncias de robo a personas en el país con relación al mismo periodo de 2020. Es así que, en 2021 se registran 1.197 casos mientras el año anterior el dato fue de 9.192. El mes en el que más robos se produjeron entre mayo de 2020 y junio de 2021, fue marzo y registró 2.049 denuncias. El 83,9 % fue por asalto.