El IESS ya tiene cifra

  Editoriales

El IESS ya tiene cifra

El agujero en la Seguridad Social lo inauguró la etapa correísta y se fue ensanchando, con opacidad, en el régimen siguiente. Hoy, al menos, hay una cifra de deuda que sirve como punto de partida para sanear el sistema o replantearlo’.

Desde la época verdeflex, no ha habido ministro de Finanzas que pusiera monto a la deuda del Estado con el sistema de la Seguridad Social. Pasaron los años y las autoridades de todos los colores. Nadie hacía honores a su cargo y mostraba compromiso con los aportantes del IESS para hacerse cargo del agujero artificialmente creado. Con el empujoncito del FMI, el Instituto Ecuatoriano de la Seguridad Social ya tienen un monto. Podrá reclamar más o menos, pero ya sabe que tiene a su favor un saldo de 5.700 millones de dólares y, con eso en mano, el camino para cobrarlo ya tiene casilla de salida. Es algo preliminar y no equivale a un plan de pagos, pero hay una luz que hasta ahora nadie se había dignado a prender.

El agujero comenzó con el incumplimiento en la época correísta de los aportes a las pensiones, que nunca fue oportuna y ajustadamente corregido en el régimen posterior.

Ver el tamaño del hueco de recursos permite ahora a todos plantearse la viabilidad del sistema, las urgencias que deban enmendarse y el delineamiento de un plan de futuro para un sistema de cobertura social que tiene puntos de fuga en cada una de sus patas: salud, pensiones y cobertura social.