Columnas

Coronavirus

Al tener el ADN del virus en computadora, estarían muy pronto en condiciones de producir una vacuna con gran potencia...

Esta epidemia ha servido para conocer al ser humano y apreciar la efectividad y prontitud con la que ciertos países han encarado la problemática sanitaria, y he llegado a entender la actitud antisemita y el odio hacia Israel y los judíos que se fundamenta, sin duda, en una tenebrosa envidia ante la superioridad de esa raza y los éxitos científicos espectaculares que ha entregado y sigue entregando a la humanidad.

La Dra. Julieta Werten, funcionaria médica de Maccabi, una de las obras sociales más grandes de Israel y una de las directoras de Salus, institución dedicada a la medicina de alta tecnología, relata notables actividades científicas.

Está trabajando al momento en la obtención de la vacuna oral contra el coronavirus en el Instituto Miral, asociado con el Ministerio de Ciencia y Tecnología, que está desarrollando desde hace 4 años una vacuna contra el coronavirus aviar, el cual ha producido grandes pérdidas económicas a la industria aviar; y al aparecer el Covid-19, están haciendo los ajustes genéticos que permitan traducir a la vacuna aviar en una para prevenir el Covid-19. 

Al tener el ADN del virus en computadora, estarían muy pronto en condiciones de producir una vacuna con gran potencia protectora debido a la alta tasa de anticuerpos; y al ser oral, no se inyecta y se absorbería por la mucosa, tanto del tracto respiratorio como gastrointestinal. Esta vacuna podría estar lista dentro de unos 4 o 5 meses, sin que pueda conocerse cuál sería su precio.

En China están probando un antirretroviral, el Fabinavir, que tendría eficacia para combatir al coronavirus y al parecer, otros ya conocidos como son el Lopinavir y el Ritonavir, que estarían dando buenos resultados para tratarlo.

Hay además otras empresas que están adaptando sus productos para hacerlos efectivos contra el coronavirus. No olvidemos los hospitales carpas que pueden armarse con gran rapidez y que posee el ejército israelí; así como los robots, que están siendo puestos a disposición de los enfermos para apoyarlos en sus necesidades básicas.

¡Esperamos el despertar del MSP!

Y sigo andando…