Roxana Adum: “Ser ecoamigable es mi clave en las bodas”

  Ocio

Roxana Adum: “Ser ecoamigable es mi clave en las bodas”

El amor y los eventos retan a la pandemia. La ‘wedding planner’ guayaquileña cuenta cómo se reinventó pese a los obstáculos.

Roxana Adum, wedding planer
Recursividad y mucha creatividad le han permitido sobreponerse a los tiempos difíciles.JUAN FAUSTOS // EXPRESO

Sensible al arte, amante de la naturaleza y aficionada a recorrer países para conocer nuevas culturas, así es Roxana Adum.

Su gusto por disfrutar de los momentos únicos, llevaron a esta guayaquileña a emprender en un rubro con presente y futuro: la organización de eventos. Estar en uno de aquellos es dejarse llevar por sus originales propuestas en donde hace soñar tanto a los anfitriones como a los invitados.

Vanessa y Alejandra Peña

Vanessa y Alejandra Peña: “El éxito no se mide en dólares, sino en vidas mejoradas”

Leer más

Sin embargo, el camino ha sido largo y antes de ocupar un lugar en este mundo de las celebraciones, Roxy, como la llaman, había estudiado ingeniería en gestión hotelera. Esa carrera que la llevó a diferentes ciudades y fue en ese trayecto cuando su vida se transformó.

  • De la hotelería a ‘event planner’

Al hablar sobre sus inicios, habla sobre su gusto por servir.  “Desde pequeña siempre estuve preocupada por el otro”, dice.  Eso hizo que se apuntara a una carrera en la que podría brindar servicio al cliente

Fue así que, con el título de ingeniera en Hotelería en mano, inició como coordinadora de eventos en una importante franquicia de hoteles en Guayaquil.  Aquella trayectoria hizo que tuviera sus primeros acercamientos  a todo lo que había detrás de la realización de congresos, ferias y bodas que se desarrollaban allí.  Sin saberlo, eso estaba marcando su rumbo.

Tiempo después, el camino la llevó a laborar en el Sheraton Bijao de Panamá donde dejó a un lado la organización de festejos, para ocupar el cargo de gerente de calidad. Sin embargo, decidió retornar a su país en pro de explayar lo que en realidad le apasionaba.

Comenzó a  trabajar en un crucero de Galápagos, el cual le  daba la oportunidad de tener tiempo fuera del mar. “Así empecé con Rose Wedding Planner. En los días libres, me bajaba del barco a organizar las bodas”, recuerda y agrega que son los detalles los que han ido definiendo sus eventos.

En ese desafío de lograr que todo quede bien de principio a fin, se fue especializando para dedicarse de lleno al emprendimiento.

Ya no solo se trataba de organizar bodas, puesto que se dio cuenta que el mercado estaba requiriendo este rol en otro tipo de eventos como baby showers, fiestas de quince años, despedidas de soltería o lanzamientos de productos. Son en estos en los que se confía cada vez más en un organizadora  para que logre captar lo que quiere el anfitrión y, a la vez, le quite un gran peso de encima ocupándose de toda la logística.

  • Dando tregua en pandemia

Quién mejor que ella para explicar lo que hay detrás de organizar una boda: iglesia, hotel, invitados, banda en vivo, imprevistos, llamadas, tensión… Pero si a todo eso se le suma una pandemia, todo pasa a convertirse en una cadena de cancelaciones. A ese reto tuvo que enfrentarse en marzo del año pasado cuando todo quedó en suspenso.

Roxana cuenta que fue una temporada que impactó fuerte no solo para su rubro particular, sino en todos los proveedores con quienes trabaja, desde catering y saloneros hasta fotógrafos y decoradores que arman las propuestas especiales para el tipo de boda que ella  tiene a su cargo. 

“Fue el momento en que decidí reinventarme. Ya no solo me enfoqué en casamientos, porque se posponían constantemente. Empecé a abarcar todo tipo de festejos que empezaron a darse con todas las medidas de bioseguridad”, expresa y agrega que le sirvió lo aprendido en una maestría que venía cursando en España antes de que inicie la cuarentena.

Es así que desde septiembre del año pasado, volvió a hacer lo que le llena el alma. “Plasmé todo lo que venía viendo en Europa. Empecé a imponer tendencias al aire libre y eventos más fluidos”, refiere la joven a quien se la distingue en los festejos por su look negro -como visten quienes trabajan en esto- sosteniendo en una mano su radio y, en la otra, la tablet para chequear toda la logística. 

Calle Panamá

Corazón guayaco

Leer más

Y a pesar de que el año ha sido de incertidumbre, Roxana sostiene que esto no ha aplacado la magia de los festejos. “En estas últimas semanas, por ejemplo, tuve que organizar una boda con decoraciones alusivas a Disney. Los invitados fueron recibidos por Mickey y Minnie.... La novia, Lily Gallardo, llevó guantes de Cenicienta y su porta anillos fue en una mini carroza” cuenta sobre lo que planificó para esta clienta que asegura ser una fanática de las temáticas de princesas.

Su agenda sigue. Ahora, con la campaña de vacunación, las que pospusieron el “sí quiero” ya no están dispuestas a esperar. Tampoco, Roxana quien no da tregua a su esencia creativa.

  • Lo que marca la tendencia

Los casamientos al aire libre y en la playa son una de las modalidades por pandemia. “Ser ecoamigable es mi clave en las bodas, aparte es más seguro por el tema de la pandemia”, explica.

Carla Dager.

Carla Dager: “Ecuador ha avanzado en temas eco-friendly”

Leer más

Sugiere en estos casos aplicar recursividad y creatividad. “Si está en un hacienda, puede utilizar lo que brinda el entorno para hacerlo más acogedor. Por ejemplo, se puede realizar el montaje del altar rodeado de árboles. En cuanto a la parte gastronómica, es preferible que el menú sea servido. Y si es buffet, llamar por grupos para evitar aglomeraciones. Lo mismo con los piqueos: servirlos personalizados no en estación.”

Fotos: Juan Faustos // EXPRESO. Producción: Gianella Muñoz. Maquillaje: Andrea Zamora (Ig: @andreazamoramakeup). Locación: bendito Café (C.C. Plaza Orellana).