Ocio

Grecia Colmenares y los 35 años de María de nadie

La primera telenovela que grabó la actriz venezolana fuera de su país, le permitió a la echar raíces en Argentina obteniendo un gran triunfo.

Grecia Colmenares
La historia de la campesina ilusionada cautivó a la audiencia de Latinoamérica.Instagram

Para 1985, Grecia Colmenares era una de las reinas del melodrama y todo gracias al éxito de Topacio, la historia de la cieguita enamorada que conquistó no solo a Venezuela sino también a Ecuador y Latinoamérica.

Por este motivo los productores de Telefe negociaron con la artista valenciana para que protagonice en Argentina la telenovela María de nadie. Transmitida por Teleamazonas, era la primera vez que Colmenares se embarcaba en la aventura de dejar su tierra natal para explorar otras latitudes.

El argumento, original de Delia Fiallo, había sido protagonizado una década anterior por Lupita Ferrer con el título de La zulianita. En la trama de los 80, el televidente era testigo de las vicisitudes que enfrenta la chica del campo que, en busca de una mejor vida, trabaja como sirvienta en el hogar de la familia Arocha de Buenos Aires y se enamora del joven de la casa, interpretado por Jorge Martínez. Con el tiempo descubre que su padre, quien ha estado preso injustamente, es un hombre millonario. Tras sortear dificultades de todo tipo (hasta va presa), María termina para siempre al lado de su amado. 

UNA ESCALADA DE ÉXITOS

Luego del arrasador éxito de María de Nadie, a la actriz venezolana le llovieron las ofertas. Raúl Lecouna, famoso productor argentino, la fichó para un drama que llevaba su nombre (Grecia). A esta le siguieron otros títulos de grata recordación como Pasiones, Rebelde, Manuela y Más allá del horizonte. Sus protagonistas eran los galanes de la época: Gustavo Bermúdez, Osvaldo Laport, Raúl Taibo, Gabriel Corrado y Jorge Martínez. 

Para ese momento, la suerte le sonreía a la venezolana también en el amor, al conocer al empresario Marcelo Pellegri, de cuya unión nació Gianfranco.

 El declive de su imagen empezó a mediados de la década del 90. Aun así, tuvo un buen retorno por la puerta grande en 1999. Hoy, su vida pasa entre Argentina, Estados Unidos y Venezuela. No se la ve en telenovelas, pero sigue dando entrevistas, participando en realities y viviendo de los recuerdos de su glorioso pasado.