Cultura

Marcos Vaca, el quiteño que soportó la pandemia escribiendo

Su primera obra, El poder y la peste, fue bloqueada en Amazon. Pese a ello, no perdió la fe y ahora lanza el cuento El color de tus ojos.

Marcos Vaca
El periodista quiteño se refugió en su casa durante la crisis sanitaria para escribir dos obras.Cortesía

Marcos Vaca Morales (Quito, 1976) se rinde otra vez ante su pasión, el periodismo, para presentar su último cuento, El color de tus ojos, tras debutar en las plataformas digitales con El poder y la peste, concebido durante la cuarentena por el covid-19.

En un primer momento, la obra fue bloqueada por Amazon por tratar esta temática que no deja de alarmar, pero no se amilanó.

Es precisamente esta condición la que convierte al personaje principal en un enigma para su familia, la cual no logra descifrar sus pensamientos, angustias y carencias, solo desahogadas en sus crónicas publicadas en el diario La Reforma.

Vaca consigue la cadencia de un bolero, pero al ritmo de la banda sinaolense de Sergio Lizárraga, que inspira y ambienta el recorrido por los indómitos parajes de Cotacachi (Imbabura), donde Enrique, pese a estar casado con Vicky, conoce el amor furtivo encarnado en la profesora Mariana que, por su puesto, tuvo consecuencias.

“El color de tus ojos se robó mi atención... me gustas tanto y esa es toda la verdad... si pudiera te viera de lunes a domingo sin parar”, suena en la radio de su coche mientras Enrique repasa una existencia atormentada por el fallecimiento de su hijo Mateo y marcada por silencios y fracasos, quimeras de sus últimos minutos en la tierra hasta que muere en un accidente en Cayambe.

Cristina se pregunta si sintió dolor, si se acordó de ella o de su mamá antes de que su alma abandonara el cuerpo.

En tan solo 27 páginas, el autor -que con falsa modestia se resiste a llamarse escritor- le da forma a una historia que le contó su madre, doña Lola Morales, hace mucho tiempo y ahora la convierte en un homenaje a la nostalgia, a esos muertos escondidos en el armario hasta que resurgen a patadas cuando se acerca el final.

Técnicamente, el autor se refugia en la prosa para describir a quienes conviven con sus demonios a placer, que confluyen en la escritura como un remanso a sus delirios, al martirio de amar a dos mujeres y no poder gritarlo, al contacto de dos cuerpos que se dejan llevar por el ritmo de la música. El silencio que se ahoga en la garganta, pero que dibuja una sonrisa cuando aparece el recuerdo.

Ese es, sin duda, el logro de un autor que asume con valentía el precio del encierro, dando rienda suelta a su creatividad, a sus deseos más íntimos, sin caer en la cursilería del entorno.

Otro aspecto importante es el paralelismo histórico que existe entre los dos libros. En El poder y la peste ya se habla del cuento y de la postura editorial del diario La Reforma con respecto a la pandemia, además de la creación de una sección infantil -La Reforma for kids-, cuyo fin es involucrar a las nuevas generaciones en el oficio. En el color de tus ojos, Enrique aparece como uno de los gestores de esta iniciativa, durante la cual su destino se trastoca por la presencia de Mariana.

Con 20 años de trayectoria en varios medios importantes del Ecuador, Vaca sigue las pautas de Capote en el uso de las técnicas periodísticas e hilvana sus ideas al punto de mantener atento al lector.

El relato ha tenido acogida en Apple books, al igual que en las plataformas Kindle, Google books y Kobo. Se ha vendido en Ecuador, México, Canadá, Estados Unidos, España y Alemania.