Ocio

Carolina de Mónaco se quedó vestida y sin ir al baile

El tradicional Baile de la Rosa se postergó por primera vez en su historia, debido al coronavirus. El evento era una tradición desde 1954.

vogue_espana_273927052
Los Grimaldi se han visto afectados por el virus que afecta a varios países del mundo.Instagram

El principado de Mónaco preparaba con antelación su tradicional Baile de la Rosa, el evento favorito de Carolina de Mónaco; pero este año, el equipo de comunicación de la princesa se ha visto obligado a suspender el magno espectáculo por el riesgo al contagio del virus CoVid-19.

Hasta ahora no se ha confirmado la nueva fecha, pero sería la primera vez, desde 1954, que el Baile de la Rosa no coincida con el inicio de la primavera y varios medios hablan de la furia de Carolina ante este inesperado suceso que ha alterado la vida de millones de personas alrededor del mundo. De acuerdo a medios europeos, las medidas que se toman son drásticas y seguirán adaptándose en espera de cómo evolucione la situación.

Esta edición era especial, ya que después de su primera celebración el año pasado sin Karl Lagerfeld, el encargado de liderar este acontecimiento como director artístico, era el turno de Christian Louboutin quien tomaba la batuta bajo la temática Bollywood. Clienta leal de la firma desde 1991, Carolina de Mónaco marcó un antes y un después en la misma, al ser el primer miembro de la realeza en usar sus célebres zapatos.

La asistencia de la hija mayor de la legendaria Grace Kelly, con la mayor parte de su familia, era muy apetecida cada año para la prensa, debido al despliegue de vestidos de alta costura, protagonistas de la alfombra roja, por la que paseaban Carlota, Pierre, Andrea y Alexandra con sus respectivas parejas.