Navidad en la calle: esta es la realidad de los que menos tienen

  Guayaquil

Navidad en la calle: esta es la realidad de los que menos tienen

Diciembre no es una época de celebración o festividad para todos. Las personas en situación de calle solo quieren un lugar donde evitar el frío, acceso a medicina o estabilidad económica

kjasjd
Maritza Jaime junto a su hija en la Av. 9 de Octubre.Madelayne Lynch

Basta la llegada del primero día de diciembre para que la cabeza de muchos se llene con preguntas sobre: qué vestir en las reuniones, qué regalar, qué cenar junto a la familia, qué comprar con el décimo y muchas otras que giran en torno del consumismo. Sin embargo, esos cuestionamientos varían según la visión, metas y necesidades de cada persona. Mientras que para unos recibir ropa, juguetes o equipos tecnológicos; es su mayor deseo, para otros tener un lugar dónde dormir o acceso a medicina es la prioridad.

EXPRESO conversó en un recorrido por Guayaquil con personas en situación de calle. Estos son sus deseos:

IMG_9996

Albinos: Una comunidad olvidada en Ecuador

Leer más

Maritza Jaime es una venezolana de 27 años. Se encuentra en Ecuador desde hace seis. Tiene 3 hijos y dos de ellos se encuentran en Colombia, donde estuvo durante un tiempo.

Su deseo para Navidad es poder compartir junto a sus tres hijos y también brindarles un hogar, ya que aquí en el país no cuenta con uno. Diariamente debe generar ingresos para poder pagar su estadía en un hotel que le cuesta $ 14, además tiene que cubrir alimentación y los gastos de su hija de apenas 7 meses como: pañales, fórmula y medicina, ya que hace un mes la pequeña estuvo hospitalizada a causa de una neumonía y actualmente necesita oxígeno.

ajk
Uno de los hijos de Maritza Jaime actualmente necesita de oxígeno debido a una neumonía.MADELAYNE LYNCH

Un deseo similar es el de José Mota, quien tiene 4 niños y con firmeza dice que mientras sus hijos estén bien, él también lo estará. Están en el país hace apenas una semana y debido a su situación económica no ha logrado estabilizarse, ya que ni siquiera cuenta con los artefactos básicos para preparar sus alimentos.

Comenta que diariamente debe salir a las calles a buscar comida y dinero para pagar el cuarto donde duerme con su familia, por ello desea con fervor poder darle todo a sus hijos y que ellos tengan un lugar donde refugiarse y jugar.

Es consciente de que era necesario salir de Venezuela, sin embargo, un poco agobiado manifiesta que al menos en su país sus hijos tenían un techo. Pero no pierde la esperanza y anhela que llegue el momento en que pueden estar mejor y tal como lo dice:

Poder descansar, salir a la calle a disfrutar en familia y no ir a la calle a pedir para poder comer o para pagar la pieza.

José Mota
DSC09079

El acoso laboral se enraíza en Ecuador ante la falta de políticas eficaces

Leer más
familia venezolana
Familia venezolana en condición de calle.MADELAYNE LYNCH

Reina Pineda es una vendedora informal de chocolates que tiene a su cargo a Emiliano, su nieto, ella tiene dos deseos. Uno propio y otro para su nieto.

El de su nieto está por cumplirse, pero anhela que sea lo más pronto posible, ya que el niño sufrió una quemadura grave hace un año en la que uno de sus dedos de la mano quedó afectado y aquello le causa molestia y dolor. Necesita una operación que está programada para finales de febrero del año próximo.

Para ella dice que desea una casa “aunque sea de caña”, pues la que tiene ya está muy deteriorada y sus partes ya no sirven para ser arregladas, además con lo que gana vendiendo chocolates no le alcanza para hacerlo.

kakdj
Reina Pineda, vendedora ambulante y su nieto Emiliano.MADELAYNE LYNCH

Para Leonardo Quintero, de 93 años, la vida no ha sido fácil, hace años perdió su pierna derecha. Ha sufrido dos accidentes y el último le ocasionó graves lesiones en su brazo derecho . Su mejor regalo para esta navidad sería una silla de ruedas, pues la que tiene la debe alquilar y diariamente debe pagar $2 para poder usarla, pero a veces no tiene para completar el valor del alquiler.

leonardo quintero
Leonardo Quintero, un adulto mayor de 93 años que a diario debe pagar por el alquiler de la silla de ruedas.MADELAYNE LYNCH
Discapacidades en el mundo laboral

La pandemia agudizó la precaria situación laboral de las personas con discapacidad

Leer más

Cuando se le pregunta a un niño cuál sería su regalo ideal para Navidad muchos contestarían: unos patines, un carro a control remoto o una Play Station... No es así para la pequeña Roximar Mota quien a su corta edad 11 años, sólo piensa en que su mejor regalo es tener a su familia junta, con salud y en un hogar.

kdkf
RoximarMADELAYNE LYNCH

Esta festividad -a pesar de su concepto- no es alegría para todos, pues de alguna forma evidencia las carencias en niños o adultos. Esta es la cara que presenta la Navidad para aquellas personas que no cuentan con un empleo estable, un ingreso fijo y los recursos básicos necesarios para tener una vida digna.