Guayaquil

El calor cambia hasta la mochila de los estudiantes guayaquileños

Los alumnos ahora van a clases con bloqueador y sombrero.  Los colegios han cubierto los patios y multiplicado los puntos de hidratación 

Calor colegios
Los estudiantes del colegio Nuestra Señora del Carmen se hidratan constantemente.Carlos Klínger / EXPRESO

Con el apoyo de un video proyectado en el aula de clases, la maestra enseña a sus alumnos cómo aplicarse el bloqueador solar en sus rostros, brazos y piernas; al tiempo que les repite la necesidad de beber el agua que traen en sus termos cada vez que sea necesario.

Estudiantes premiados

Reconocimientos para estudiantes deportistas de Guayaquil, Durán y Samborondón

Leer más

Los niños, todos de tres años de edad, que están en el nivel inicial 2 de la Academia Naval Guayaquil, observan detenidamente a la docente y de inmediato repiten lo aprendido.

Esta rutina forma parte de las medidas que ese plantel ha adoptado ante la intensa ola de calor que soporta Guayaquil para evitar que sus alumnos sean afectados por el sol y las altas temperaturas.

(Te invitamos a leer: Campeón de ajedrez viaja a Chicago a cumplir sus sueños)

En el video, a través de canciones infantiles, también, se advierte a los pequeños sobre el peligro que representa exponerse al sol entre las 10:00 y las 16:00. Los alumnos repiten la melodía en voz alta, mientras la docente los aviva para que sigan atentos al audiovisual.

Contra la violencia

Con mensajes los estudiantes buscan erradicar la violencia sexual en las aulas

Leer más

“Los niños ponen en práctica las recomendaciones que les ofrecemos en el plantel y ellos la replican en sus casas para que sus padres y hermanos también lo hagan”, indica la maestra Isabel Camposano, quien controla que los niños se pongan el bloqueador y gorra y tengan lleno el termo con agua, antes de salir a recreo.

(Te invitamos a leer: Clara Celi, una maestra sobre ruedas)

Yidda Marcial, rectora de la institución educativa, señala que el plantel ha tomado varias acciones, como ejecutar la asignatura de educación física en el patio cubierto, realizando pausas activas para que los estudiantes no se sofoquen.

Colegios calor
Los alumnos de la Academia Naval Guayaquil llevan el bloqueador solar en sus mochilas y se lo aplican antes del recreo.Carlos Klínger / EXPRESO

Además, han instalado puntos de hidratación para que los alumnos puedan tomar agua purificada, llenar sus termos y beber el líquido las veces que quieran. “Con ello evitamos que los chicos gasten en el bar escolar en la compra de una botella de gaseosa o agua”, menciona.

Aulas hospitalarias

Guayaquil: Más de 1.800 alumnos recibieron refuerzo educativo en hospitales

Leer más

En la Academia Naval Guayaquil, la mayoría de las aulas tiene aire acondicionado o ventiladores; y en aquellas que no posean estos equipos se ha dispuesto que las puertas permanezcan abiertas durante la jornada de clases para que el calor no los invada.

(Te puede interesar: La Universidad de Guayaquil enfrenta la deserción con una guardería)

Pero no es la única institución educativa que adopta estas acciones. Los directivos de la Unidad Educativa Nuestra Señora del Carmen ha invertido en la instalación de aires acondicionados en las 34 aulas, con la finalidad de que los 1.200 alumnos no sufran los embates del clima y puedan escuchar clases sin contratiempos.

En las aulas que no tienen aires acondicionados hemos dispuesto que las puertas permanezcan abiertas durante la jornada de clases. Tenemos tres puntos de hidratación.

Yidda Marcial, rectora de la Academia Naval Guayaquil
Colegio calor
La Academia Naval Guayaquil, al igual que en otros planteles, se han instalado mása puntos de hidratación.Carlos Klínger / EXPRESO

Además, ha inaugurado dos nuevas piscinas con las que suman tres en donde los alumnos pueden darse chapuzones durante el horario de educación física, en recreos o en las pausas activas implementadas.

Lectura

Guayaquil: Los escolares muestran su interés por la lectura con dinámicas lúdicas

Leer más

Xavier Zapata, administrador del plantel, indica que se ha pedido a los padres enviar en las mochilas su termo para que lo recarguen de agua en puntos de hidratación colocados.

En otras escuelas, los directivos insisten a los niños que lleven una gorra para protegerse de regreso a casa, y que sus representantes lleven paraguas cuando vayan a recogerlos.

(Te puede interesar: Guayaquil: Cinco recetas para poner orden dentro de los centros educativos)

Los padres también toman medidas para proteger a sus hijos de la ola de calor cuando regresan de la escuela. “Bañamos a los niños, les damos mucha agua y casi no salen al sol”, menciona Nancy Caicedo, madre de dos alumnos de la escuela Caminitos de Luz.

Hemos hecho una inversión grande para acondicionar con aires todas las aulas. Además, contamos con tres piscinas donde los estudiantes pueden darse un chapuzón.

Xavier Zapata, administrador de Nuestra Señora del Carmen
Colegio calor
En el colegio Nuestra Señora del Carmen, al igual que en otros planteles, se han instalado aires acondicionado en las aulas.Carlos Klínger / EXPRESO

Los médicos advierten que las personas no deben exponerse mucho al sol ni hacer ejercicio intenso y deben hidratarse, entre otras medidas, para evitar sufrir un golpe de calor, que es el aumento exagerado de este en nuestro cuerpo.

Colegios calor
A los niños más pequeños se les pide a sus padres que los envíen a las escuelas con gafas, gorras o sombreros para que se protejan del sol.Carlos Klínger / EXPRESO

“Lo más común que se presenta en esta temporada son los problemas de la piel; por eso los padres deben tomar en cuenta las recomendaciones que se dan en los planteles”, puntualiza Xavier Verdesoto, médico de un plantel privado.