Deportes

Pintado hace de las adversidades, una oportunidad

El marchista ecuatoriano ve el mejor lado de la pandemia: unión familiar y más preparación para el sueño de los Juegos Olímpicos de Tokio

Daniel Pintado Marcha Ecuador
Sudamericano. Pintado empezó a trazar el camino a Tokio desde los Juegos de Cochabamba 2018, donde fue oro en los 20 km al cronometrar 1 hora, 24 minutos y 56 segundos.Archivo

Quiso ser futbolista, pero encontró más espacio en la marcha y despuntó; luego, cuando ganó el oro en los Juegos Panamericanos 2019 -antesala de los Olímpicos- apareció el coronavirus y le dio un frenazo a toda esa buena racha. Si bien puede parecer una jugada del destino, Daniel Pintado prefiere traspolar esas circunstancias y verlo más como oportunidades. Esa es su filosofía de vida.

El cuencano de 25 años, medallista de oro de los 20 km marcha en Lima 2019, es uno de los principales llamados a conseguir la tercera medalla en unos Juegos que este año ya fueron postergados para el próximo. Campeón nacional absoluto, monarca de los Juegos Suramericanos en Cochabamba 2018 y líder del Campeonato Sudamericano a inicios de este año, Pintado asegura que “todo pasa por algo” y que este parón es solo un tiempo adicional para seguirse preparando.

“Nunca me detengo, sigo adelante; siempre de las adversidades se aprende y esta vez no será la excepción, el trabajo por conseguir ese sueño que tanto ha sido esquivo para el deporte ecuatoriano (una medalla olímpica) continúa”, dijo Daniel desde la capital azuaya, donde ha permanecido durante toda la pandemia y sigue entrenando ya en exteriores.

  • Daniel Pintado Marcha Ecuador
    Familia. El andarín junto a su hijo Daniel Nicolás y su esposa Karen Palaguachi.Cortesía
  • Daniel Pintado Marcha Ecuador
    Cuarentena. Actualmente Daniel entrena en el páramo de Cuenca.Cortesía

El marchista, quinto en el Mundial de Marcha de Taicang, China 2018 y quien ya compitió en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016, recorre alrededor de 12 kilómetros por los páramos en su jornada de entrenamiento más larga semanal. Todo sirve.

El andarín no oculta que cuando empezó la emergencia por la pandemia sintió una mezcla de desilusión e incertidumbre, pues la COVID-19 pospuso los sueños de muchos deportistas que como él estaban listos para competir en Tokio; sin embargo, hoy hace un balance distinto. “Pasé un tiempo muy especial dedicado a mi esposa e hijo, entrenando en casa y jugando mucho con él, algo inimaginable, pues por mi vida de atleta de alto rendimiento solo suelo pasar compitiendo y viajando”, acotó.

Hincha acérrimo del Deportivo Cuenca, Daniel en sus inicios pasó por el fútbol, pero se decidió a entrenar atletismo de fondo en 2007, hasta que un año después, por impulso de sus entrenadores, hizo la transición a la marcha en los Juegos Sudamericanos Escolares de Zamora Chinchipe 2008, donde consiguió medalla de oro; desde ahí su carrera despuntó.

Hasta que todo esto pase, Pintado se enfoca en sus entrenamientos, la familia y preparar también el futuro: está a puertas de graduarse como tecnólogo en Mercadeo y Comercio Electrónico. “Estoy en la fase final de mi titulación, que quiero enfocarla en Marketing Deportivo, luego de esto espero dedicar mucho más tiempo a mi hijo y a la familia”, puntualizó motivado.

"Nunca me detengo... de todo se aprende y esta vez no será la excepción, hay que seguir trabajando por el sueño esquivo: la medalla olímpica".Daniel Pintado, marchista, especialista en 20 km

EL DETALLE

Palmarés. Oro en Juegos Suramericanos 2018, Juegos Panamericanos 2019 y quinto en el Mundial de Marcha de Taicang 2018.