Deportes

Barcelona: Samuel Vanegas no olvida el incidente en Casa Blanca

El exdefensor de Barcelona aseguró que ese episodio no sale de su mente. Además el colombiano dijo que le encantaría regresar al Ídolo, pero como DT.

vanegas3
Samuel Vanegas recibe un golpe de Carlos Espínola durante la gresca del partido Liga - Barcelona en Casa Blanca jugado en el 2006.HENRY LAPO

Samuel Vanegas no recuerda la cantidad exacta de los partidos que disputó con Barcelona, aunque hay uno que nunca ha podido salir de su mente: el que batalló ante Liga de Quito, el 18 de diciembre de 2006.

Bonafont

Roberto Bonafont: "Jordi Cruyff es un turista deportivo"

Leer más

Han pasado 14 de años de aquel duelo que se dio en el estadio Casa Blanca de Quito y el exzaguero colombiano aseguró que jamás olvidará aquel cotejo, debido a la batalla campal que se dio en el campo albo, una vez terminado el juego.

“Nunca antes había estado en una situación como esa. Fue una verdadera contienda la que se dio después del partido. Recuerdo que el partido había estado ‘picante’, pero el incidente terminó de explotar por Agustín Delgado (exdelantero de Liga de Quito)”, recordó el exdefensor cafetero.

Vanegas aseguró que las cosas se salieron de control, debido a que el 'Tin' Delgado “no aguantó que un ‘pelado’ como Víctor Montoya (su compañero en la zaga amarilla) lo haya borrado del partido”.

vanegas1
TIN DELGADO ES ABRAZADO POR ASCENCIO MIENTRAS VANEGAS LO INSULTA 17 DE DICIEMBRE DEL 2006 HENRY LAPOHENRY LAPO

“El Tin en ese momento era una de las máximas figuras del fútbol ecuatoriano. Ese año había estado en el Mundial de Alemania, marcó buenos goles en ese torneo, pero le tocó verlas negras con un muchacho como Víctor, que recién estaba empezando. Creo que ese le afectó el ego a Delgado, que al final del partido lo buscó para pegarle”.

'Robocop' Vanegas, como conocían al colombiano, explicó que antes de que concluyera el encuentro sabía que las cosas no iban a terminar bien, debido a que Montoya “se le paró” varias veces al Tin y lo puso ‘cabezón’ con su ‘pegajosa’ marca.

Las ‘recomendaciones’

“El ‘pelado’ Montoya se mandó un buen partido. Lo anuló, no lo dejó hacer nada. Incluso le decía que lo increpara, que le dijera algunas cosas (risas). Creo que eso lo encendió más al Tin. Cuando terminó el partido vi que se venía algo feo, junto a Nicolás Asencio tratamos de calmar a Delgado, pero fue en vano…”.

Vanegas manifestó que todo se salió de control “muy rápido”, aunque recuerda a los que lo agredieron. “Cuando iba a contener a Delgado vi que el paraguayo Carlos Espínola me empujó y antes de caer el Chorrillano Palacios me golpeó en la cara. Ya de ahí me acuerdo que intercambié golpes con algunos, pero el que me tumbó fue nuevamente Espínola”.

Ahora, tras 14 años de aquel incidente, Vanegas manifestó que no le guarda ningún resentimiento a ninguno de los ex Liga de Quito.

samuel vanegas
El exdefensor Samuel Vanegas pasa la cuarentena junto a su familia en Colombia.archivo

“Entiendo que son cosas que pasan en el fútbol. En ese momento tuve mucha rabia, porque nos pegaron. Los de Liga eran casi todos muy altos y los nuestros no eran tan grandes, pero ahora que han pasado los años les cuento a mis hijos de aquella anécdota. Si algún día me cruzo con Delgado, Palacios o Espínola les daré la mano sin problema” aseguró.

Su salida del Ídolo

Vanegas afirmó que tras el partido frente a los albos regresó a Colombia para pasar las fiestas de Navidad y Fin de Año, y que de acuerdo a lo conversado con la directiva tenía que volver para la pretemporada 2007, pero nunca lo llamaron.

“Antes de que terminara la temporada 2006 hablé con Isidro Romero (presidente de aquel año) y me manifestó que me tenían en cuenta para el siguiente año. Me fui tranquilo, pero al ver que no se comunicaban conmigo, para el tema de los pasajes llamé al club y nadie me contestó. Nadie me daba razón hasta que un directivo (no recordó el nombre) me dijo que no me iban a tomar en cuenta”, dijo.

Vanegas indicó que eso le causó mucho malestar, debido a que tenía todas las ganas de volver al Ídolo.

Barcelona se me había metido en el corazón. Le cogí cariño al club, ya que era mi primera experiencia internacional. Sé que al inicio me costó adaptarme, pero con el pasar del tiempo me fue asentando y se me pegó la camiseta. No quería salir así”.

No olvida los clásicos

El excampeón de la Libertadores 2004 con Once Caldas de Colombia comentó que los clásicos del Astillero son otros de los duelos que no olvida.

El ahora exjugador, de 44 años, destacó que a Emelec lo recuerda mucho por los jugadores que el elenco azul tuvo entre 2005 y 2006, como los argentinos Marcos Mondaini, Luis Miguel Escalada, Michael Arroyo, entre otros.

Samuel Vanegas
Samuel Vanegas (d) también recordó los clásicos del Astillero que le tocó disputar.archivo

“Los clásicos en todas partes del mundo son partidos a ‘muerte’ y afortunadamente pude disputar el que se da en Ecuador entre Barcelona y Emelec. Fueron partidos muy especiales, por todo lo que se juega antes, durante y después. Recuerdo mucho al argentino Mondaini, quien nos causó muchos dolores de cabeza (risas) y a otros buenos elementos de ese equipo”, señaló.

En cuanto a la demanda que le ganó a Barcelona, debido a que la dirigencia rescindió su contrato de forma unilateral, aseguró que al final le terminaron pagando todo (más de 180 mil dólares).

“Lamentablemente en el caso tuvo que intervenir la FIFA, pero era un derecho que me correspondía. Afortunadamente el problema legal pasó y la verdad que no tengo ningún problema con nadie de Barcelona”.

Pese a que Vanegas demandó en su momento a Barcelona, el exzaguero comentó que se está formando como técnico y que en un futuro le gustaría dirigir el banquillo torero.

“Ya todo el problema legal pasó. Las cosas se solucionaron gracias a Dios y la verdad que me gustaría en algún momento volver a Barcelona para terminar de sacarme la espina que como jugador quedó pendiente”, finalizó.