La disminución de las emisiones durante la pandemia serán insignificantes

  Ciencia y Tecnologia

La disminución de las emisiones durante la pandemia serán insignificantes

Los efectos de la cuarentena sobre el cambio climático serán nulos sin inversión en energía renovable y tecnología neutralizadora de carbono

industria-contaminacion
Las emisiones de gases han disminuido durante la pandemia, sin embargo no serviría de nada sin un cambio en las prácticas de la industria.pixabay

A medida que los países de todo el mundo implementaron restricciones de movimiento como parte de su respuesta al COVID-19, una disminución en las emisiones de gases de efecto invernadero ha surgido como un posible lado positivo de la pandemia mundial.

Pero según un estudio publicado en la revista Nature Climate Change, los efectos sobre el cambio climático serán insignificantes sin una inversión agresiva en energía renovable y tecnología neutralizadora de carbono.

El estudio, dirigido por investigadores de la Universidad de Leeds, dice que incluso si las medidas de bloqueo continúan hasta finales de 2021, más de un año y medio en total, el planeta solo puede enfriarse alrededor de 0.018 grados Fahrenheit para 2030.

polución del aire

La exposición a la contaminación del aire puede aumentar el riesgo de muerte por COVID-19

Leer más

Pero si hay una inversión agresiva en fuentes de energía renovable después de la pandemia, podríamos evitar un aumento general de 0,3 grados para 2050. Eso podría mantener al planeta dentro de los 1,5 grados Celsius de calentamiento de los niveles preindustriales, siguiendo con el Acuerdo con el Clima de París, de acuerdo a Wired.

La cuarentena demostró que podemos cambiar y cambiar rápidamente, pero también mostró los límites del cambio de comportamiento", dice a la AFP Piers Forster, coautor del estudio y director del Centro Internacional Priestley para el Clima de la Universidad de Leeds de Gran Bretaña.

Para comprender cuántos tipos de gases de efecto invernadero se emitían a través de los viajes, los investigadores rastrearon los datos de movilidad anónimos de Google y Apple desde teléfonos celulares en 123 países. Estudiaron los cambios en la emisión de diez gases de efecto invernadero y contaminantes del aire entre febrero y junio de 2020. Estos patrones de tráfico sugieren que la emisión de gases como dióxido de carbono y óxidos de nitrógeno cayó entre un 10 y un 30 por ciento a nivel mundial, según un comunicado de prensa.

UNA OPORTUNIDAD IMPERDIBLE

"Nuestro estudio muestra que el efecto real de la pandemia sobre el clima es pequeño. Lo importante a reconocer es que se nos ha brindado una gran oportunidad para impulsar la economía mediante la inversión en industrias ecológicas, y esto puede marcar una gran diferencia para nuestro clima futuro", dice Harriet Forster, coautora del estudio, en una entrevista para la BBC.

metano-atmosfera-nasa

Emisiones de gas metano alcanzan máximo histórico

Leer más

La inversión en fuentes de energía renovable se puede combinar con tecnología de aislamiento para eliminar el carbono que ya se encuentra en el aire. Enterrar el carbono capturado bajo tierra es en realidad carbono negativo, aunque la tecnología puede ser costosa. Los científicos están desarrollando formas de reciclar el dióxido de carbono capturado en nuevos combustibles para aviones y portacontenedores.

Aunque todavía no están bajando, las emisiones pueden estar ralentizándose.

“No se necesitaría tanta descarbonización adicional para reducirlo, porque existe esta gran interrupción de la que tal vez no nos recuperemos en algunos años”, Zeke Hausfather, científico climático y director de clima y energía en el Breakthrough Institute, que no participó en esta nueva investigación, le dice a Wired.

Sin embargo el optimismo es efímero, ya que los principales emisores (Estados Unidos, China) tienen una gran cantidad de minas de carbón e instalaciones de gas natural que es probable que los gobiernos no estén dispuestos a cerrar, según Wired.

Un regreso a las prácticas anteriores al COVID significa que "habremos desperdiciado nuestra mejor oportunidad de encaminar al mundo hacia cero emisiones netas", dice Pete Smith, profesor de suelos y cambio global en la Universidad de Aberdeen, a Phys.org.

"Tenemos una pequeña ventana de oportunidad para hacer esto bien, y no podemos permitirnos desperdiciarla", dice sobre esta situación del cambio climático.