Sara Granja, elegante y sostenible en sus looks

  Buenavida

Sara Granja, elegante y sostenible en sus looks

Vestir y apoyar a marcas con compromiso social es lo que atrae de ella a sus más de 21 mil seguidores.

Sara Granja.
Sara Granja.internet

Lleva la esencia de la elegancia quiteña al vestir. Así es la estilosa influencer Sara Granja (28) quien se desenvuelve en un estilo clásico con un toque vanguardista que responde a su interés por la moda y las artes.

Tras más de cinco años dedicados a trabajar en el área de la educación se ha volcado de lleno a lo que antes era su hobby: la creación de contenidos sobre su estilo de vida.

Actualmente tiene una comunidad de más de 21 mil seguidores, en su mayoría mujeres, a quien inspira con cada post donde Sara refleja su esencia.

Mientras los días transcurren en su ciudad natal, dialogó con SEMANA sobre las claves de su forma de vestir.

Influenciando con conciencia

L’ Occitane, Furla, Fiat son algunas de las marcas con las que Sara ha colaborado. La lista es larga, y en esta también resalta lo hecho en Ecuador, con diseños que van desde joyas hasta indumentaria.

“De mi abuela materna y mi madre viene este interés por apreciar la moda. Desde niña vi en ellas la afición por cuidar de su imagen partiendo de una parte integral y con productos éticos”, recuerda.

Esa reconexión con el pasado es lo que la lleva a colaborar con firmas que tengan un compromiso social sobre todo con las mujeres. “Me encanta la moda y la belleza con propósito. En algún momento, lideré una causa que la llamé This Shirt Does Right, se trataba de camisetas cuya venta servía para hacer donaciones económicas. Ahora, en cambio, iniciaré otro proyecto ligado a la cosmética natural”.

De ahí que en ese afán de crear conciencia le gusta apoyar a emprendimientos o firmas que van en su misma línea.

Sara Granja.
Sara Granja.cortesía

Su salto a influencer

“Siempre me gustó la fotografía. Desde pequeña yo cargaba mi cámara digital a todos lados para poder capturar momentos”, comenta.

Con el tiempo pasó a estar frente a las cámaras a raíz de que los diseñadores empezaron a buscarla como modelo. Ese contacto con ellos hizo que Sara pase a estilismos con un toque más vanguardista, sin dejar su toque clásico.

En sus looks: abundancia, suerte y prosperidad

En sus looks: abundancia, suerte y prosperidad

Leer más

“Viví cuatro años en Europa, entre Italia y Valencia, y ahí comencé a apreciar mucho más la moda y a incorporar las tendencias en base a las estaciones. Aunque me gustan los neutros, he incorporado más color, prints, y sobre todo accesorios de cabeza: las boinas, sombreros y pañuelos son mis favoritos”, refiere.

Una vez que retornó a Quito, su estilo y autenticidad empezaron a gustar de inmediato. “Leí e investigué sobre la moda local y comencé a crear contenido para las marcas. Mi inclinación además de plasmar el interés de ellos es mantener una estética muy mía. Las marcas se adaptan a lo que yo soy”, concluye.

Sara Granja.
Sara Granja.cortesía

Sus favoritos

  • Marca: Gucci
  • Prenda preferida: Carteras vintage heredadas. De mi abuela tengo una Gucci y de mi mamá, una de Louis Vuitton.
  • Lo que nunca usaría: Prendas muy escotadas.
  • Perfume: Miss Dior.
  • Stilettos o deportivos: Definitivamente soy una mujer de tacones.
  • Tendencia que está usando: Estoy apostando a mezclar diferentes prints, pero sin perder mi esencia.
  • Accesorios infaltables: Nunca salgo de casa sin aretes.

Personal

  • Quiteña de 28 años.
  • Se graduó como trabajadora social y educadora.
  • Estudió en la Universidad de Valencia, España, y realizó su maestría en University of Alabama.

Sara Granja.
Sara Granja.cortesía