Moda

Vestido wrap, sinónimo de feminidad

Se adapta con facilidad a todo tipo de cuerpo e incluso al de las mujeres embarazadas

Kate
Te puede servir para diversas ocasiones y es uno de los estilos preferidos de Kate Middleton.instagram @kensingtonroyal

También se lo conoce como vestido mágico. Define la cintura, equilibra las caderas y acentúa el pecho. Lo pueden utilizar jóvenes universitarias  o mujeres de más de 60 años para asistir a algún compromiso formal.

mascarilla 2

Mascarillas, una expresión de moda

Leer más

El escote puede ser más o menos amplio, y se ajusta bien a todo tipo de tallas de brasier. Si te gusta enseñar el pecho, puedes optar por uno más abierto. Para las mujeres de poco pecho, este escote es muy bonito y elegante.

Ahora es también uno de los favoritos de la reina Letizia, la duquesa de Cambridge, Michelle Obama, Madonna o mujeres que quieren lucir impecables un día cualquiera.

“Elegante y sexy es tan perfecto ya sea para ir a bailar como para ir a trabajar”. Así se define al vestido “wrap” en el libro ‘El ABC de la moda’, editado por editorial Phaidon.

Desde su nacimiento en 1972, es un ícono, un modelo universal, con múltiples posibilidades. “Un sencillo vestido todo en uno, elegante, cómodo y sexy. No pasa de moda. Sirve para cualquier ocasión, en cualquier lugar del mundo, y se ajusta a todo tipo de mujer”, dijo Diane von Fürstenberg.

  • Un reinvento constante

Aunque hubo un wrap dress original, con un corte y estilo concreto, a lo largo de los años ha ido evolucionando porque tiene una gran versatilidad a la hora de elaborar nuevos diseños.

En la actualidad muchos diseñadores han reinventado su propia versión del traje.

Generalmente, este diseño va por encima de la rodilla, pero otras marcas han optado por convertirlo en un vestido midi o maxi, alargando así la parte de la falda. La misma Diane von Furstenberg sigue vendiendo este tipo de prendas.

Se ve bien en colores llanos y en estampados. No te extrañes si la creación de Diane sigue en tendencia 45 años después, además se adapta a todos los bolsillos, porque lo puedes encontrar en casas de lujo como Balenciaga, hasta marcas como Mango. ¡Todas las mujeres deberían tener un wrap dress en el armario!

Su historia

Comienza cuando la diseñadora Diane von Fürstenberg vio en televisión a Julie Nixon Eisenhower usar un top amarrado a la cintura y una falda. Ahí decidió unir ambas piezas.

“Lo único que tuve fue el instinto de que las mujeres querían una opción de moda más allá de la ropa ‘hippie’, los pantalones de basta campana y los rígidos trajes pantalón que ocultaban su feminidad”, explica la creadora en su autobiografía ‘A signature life’ (1998).

Es una prenda versátil, la puedes utilizar en cualquier ocasión. Desde la playa hasta un bautizo, claro está que depende del tipo de tela y su estampado. 

José Hidalgo, máster en imagen y marketing personal