Buenavida

Artistas ponen rostro a las víctimas de la violencia

Xiomara Errázuriz y Roxana Suárez dedicaron sus obras a recordar los femicidios y los ataques contra las mujeres, como una forma de protesta

Arte
Xiomara Errázuriz (izq.) y Roxana Suárez compartieron el primer lugar en el Salón de la Mujer.Cortesía

Veintiún rostros, veintiún historias. La obra ‘Me gusta cuando callas porque estás como ausente” muestra retratadas a mujeres víctimas del femicidio. Allí está Emilia, una niña de 9 años, que fue secuestrada el 15 de diciembre de 2017, en Loja, y cuyo cadáver fue encontrado cuatro días después, en una quebrada. En honor a ella se denominó al protocolo de búsqueda de niñas y adolescentes como ‘Alerta Emilia’.

En el cuadro aparece también Yuri, de 10 años, a quien se la vio por última vez el 29 de mayo de 2020, al sur de Guayaquil. Fue hallada sin vida el 10 de junio, desmembrada, dentro de un saco plástico, en el fango del río Guayas, en estado de descomposición.

La lista sigue: Lisbeth, Sharon... “Con esta obra intento que todas las personas reflexionen sobre lo que sucede a las mujeres en el Ecuador y en el mundo”, cuenta Xiomara Errázuriz Coello, su autora, y quien fue una de las ganadoras del Salón de la Mujer 2021, que organiza la Casa de la Cultura Núcleo del Guayas.

Reunir los rostros no fue una tarea fácil, pero sintió que era necesario crear conciencia desde el arte, sobre todo luego de conocer cómo la pandemia disparó los casos de femicidio y de violencia. Esta artista, magíster en Diseño y Gestión de Marca, se puso en la tarea de buscar esas historias, especialmente aquellas que han sido virales. De algunas no había foto. “Traté de hacer un collage digital para luego pintarlo en el lienzo”, recuerda.

LENGUA FOTO

Una cruzada al rescate de la lengua perdida

Leer más

Su obra fue realizada con una técnica de arte óptico. “De cerca no se ve la imagen de cada una. Tenemos que alejarnos para poder ver bien el rostro de las chicas. Quisimos reflejar que esta es una situación que a veces la vemos desde lejos, como que no nos va a suceder a nosotras”, explica.

Xiomara compartió el primer lugar en el Salón de la Mujer con Roxana Suárez Donoso, licenciada en Ciencias de la Educación con mención en Arte y quien ha organizado importantes exposiciones pictóricas en Santa Elena.

“El trabajo expone una gran relación entre mensaje y técnica; se cumple el propósito de la autora”, dijo el jurado sobre ‘Que no te claven la mente’, de su autoría.

“Esta pintura muestra una cabeza policroma segmentada, cuyas partículas reflejan cuerpos de mujeres víctimas de un sistema socioeconómico representado por una máquina que transforma a las mujeres en esclavas en las diferentes situaciones de su vida cotidiana, a través del consumo de afectaciones como clavos lanzados, produciendo enfermedades catastróficas en cada una”, dice la artista acerca de su creación.

A pesar de todas estas afectaciones, como la violencia psicológica, física, laboral... quiso mostrar a una mujer con una mirada, que aunque impasible, mantiene el optimismo oteando fijamente para continuar con la lucha diaria en un ambiente mundial convulsionado. “Esa mujer puedo ser yo u otra que va tomando conciencia de esta realidad para poder enfrentar el día a día en este mundo tan convulsionado”, indica.

El salón permitió también el llamado de otras artistas a luchar contra la violencia desde el sector de la cultura.

Show en vivo. La cantante Abby Lara inauguró las noches de jazz en Diva Nicotina el pasado jueves.

Guayaquil: El arte local renace y se adapta a la pandemia

Leer más

  • Avances entre adversidades

El Salón de la Mujer de este año también tuvo algunos contratiempos a consecuencia de la pandemia. En 2020, pocas personas pudieron visitarlo por las restricciones. Esta vez, aunque su inauguración se realizó el 30 de marzo pasado, debieron cerrar luego por las nuevas disposiciones.

Esperan, según los anuncios, volver a recibir al público el próximo 12 de abril.

Fernando Naranjo, director de la Casa de la Cultura Núcleo del Guayas, reconoce que esperaba más participación, tomando en cuenta que desde que comenzó la pandemia muchos artistas se habían volcado a las redes sociales a crear, especialmente el año pasado, en tiempos de cuarentena.

Se recibieron 42 obras, de las cuales fueron admitidas por el jurado un total de 31, que  cumplieron con el requisito estético para ser exhibidas y ponerlas a consideración del público general. Los jueces destacaron la calidad de las creaciones.