Fin de año sin traumas: cómo protegerse del ruido y el humo

  Buenavida

Fin de año sin traumas: cómo protegerse del ruido y el humo

Que la tradición no se convierta en miedo para los más vulnerables de la casa. 

thumbnail_shutterstock_1242812707
Fin de año con la familiaINTERNET

El último día del año es una fecha de celebración a nivel mundial, un momento en el que cada cultura despide lo malo y agradece lo bueno de los 365 días vividos y espera con ilusión el año que está por llegar. La música a todo volumen, la reunión con familia y amigos, la cena, los brindis y, por supuesto, los juegos pirotécnicos y la quema del año viejo son los infaltables de la fiesta en Ecuador.

thumbnail_shutterstock_2167338489

Que los estereotipos de género no arruinen las fiestas

Leer más

Mientras el brillo, las risas y las cábalas hacen lo suyo para que jóvenes y adultos se diviertan; por otro lado, los niños, los adultos mayores y las mascotas pueden experimentar desde malestar hasta sentir que viven en una verdadera película de terror.

Imagínese que usted no sepa lo que sucede a su alrededor o, peor aún, que nadie se lo haya explicado y de repente ve fuego, humo y escucha explosiones ensordecedoras. Seguramente su primera reacción, por instinto, será huir despavorido.

Lo mismo pasa con niños pequeños y mascotas que sufren altos niveles de estrés sin entender lo que ocurre mientras sus familias sonríen y se abrazan.

Los peligros del ruido

Según la OMS, los sonidos superiores a los 85 decibeles durante más de 8 horas causan graves daños al oído. El estruendo de algunos juegos pirotécnicos alcanza los 190 decibeles. Es decir, mucho más de lo que se puede soportar. 

Ese pitido o zumbido leve que en alguna ocasión pudo haber sentido en la cabeza y los oídos sin darle mayor importancia, es uno de los síntomas de tinnitus o acúfeno y está asociado con la pérdida de la audición, especialmente en personas mayores.

De hecho, según una investigación publicada en la revista British Medical Journal Global Health, exponerse a sonidos fuertes hace que “las células sensoriales y otras estructuras en el oído pueden fatigarse y eventualmente dañarse, causando una pérdida temporal de la audición. Y en caso de que esto persista, puede resultar irreversible”.

¿Y los abuelos?

Los más mayorcitos, salvo ciertas excepciones, no sienten el temor de los ruidos, pero sí les puede afectar el humo. Para ellos se aconseja que usen mascarilla y tapones de oído, así como protección para sus ojos y de preferencia mantengan la distancia.

“Las personas de la tercera edad son bastante vulnerables, por lo que lo mejor es que estén a buen recaudo, tal vez desde un balcón o una ventana, acompañados por un familiar”, señala la doctora Farashe Chehab.

“Dependiendo del material o químico que utilicen para la combustión, exponerse a los gases y humos que se levantan posquema de año viejo puede generar irritación a nivel de nariz o garganta y podría ocasionar una faringitis”, agrega Chehab.

Acompañamiento para los pequeños

Las luces de colores sobre el cielo son un hermoso espectáculo, por lo cual es una pena que los más chicos se lo pierdan cuando corren a esconderse. Para vivir el show de fuegos artificiales y la quema del viejo con la familia completa, sin complicaciones ni llantos, estas son las recomendaciones de la especialista:

  • Anticipar los acontecimientos. Antes de que llegue el día, cuénteles a sus hijos a través de imágenes, dibujos o videos sencillos cómo funcionan los petardos, para qué se los usa y por qué generan ruidos. Enfatice en que es una celebración y que es muy divertida.

  • Mantenga la calma. Muéstrese serena, sonriente y esté junto a su hijo a una distancia prudencial de donde se escuchan los estallidos o la fogata.

  • Entreténgalos. Propóngales contar e identificar los colores de los fuegos artificiales.

  • Conserve la distancia. Si sus hijos aún son bebés, lo mejor es alejarlos de los ruidos fuertes y del humo producido por el fuego y la pólvora, ya que sus tímpanos y pulmones todavía están muy delicados.

¿Y el año viejo? Si les compra su muñeco favorito como monigote es lógico que lloren al momento de quemarlo. Ante esto se recomienda que les permita hacer la elección a partir de los 6 años y que, previamente, converse con ellos sobre el destino de la compra. Un buen truco bajo la manga puede ser la promesa de compensarlo de alguna manera con un juguete similar en una versión más pequeña.     

Los amigos de cuatro patas

que_hacer_si_mi_perro_tiene_miedo_a_los_cohetes_21793_orig
Perro asustado por el ruidoINTERNET

Por otro lado, los gatos y perros son quienes se llevan la peor parte, ya que ante las detonaciones enfrentan ansiedad, taquicardias y pueden sufrir hasta un infarto. Para evitarlo, el veterinario Miguel Vivar da las siguientes recomendaciones:

  • Aísle el ruido del lugar donde estará la mascota, cierre por completo puertas y ventanas, si es posible prenda el aire acondicionado y coloque música ambiental o televisión.

  • No lo deje solo por mucho tiempo.

  • Adecue el lugar donde estará su mascota, de preferencia en su habitación bajo la cama con una colcha y peluche o juguete que le guste.

  • No lo regañe e intente actuar con normalidad para que perciba que no hay una situación peligrosa.

  • Bríndele agua de manzanilla.

  • No lo medique sin consultar al médico.