Buenavida

¡Adiós prejuicios! Modelo de 56 años aspira ser portada de revista

A su edad aún luce estupenda en traje de baño. Es parte de las seis finalistas, que aspiran a convertirse en la protagonista de Sports Illustrated. 

Kathy Jacobs
La californiana de 56 años luce espectacular.Instagram

Ni el peso, las medidas, ni  la edad son obstáculos para desfilar por las pasarelas de las grandes firmas de moda, tampoco para ser la portada de revistas importantes como la Sports Illustrated, eso lo tiene claro la californiana Kathy Jacobs, quien a sus 56 años demuestra que posee todos los atributos físicos para ganar el concurso.

Los estereotipos de belleza siguen cambiando y por eso las modelos curvys ganan cada vez más espacios, y también las mujeres 'maduras' como Jacobs, cuyo ejemplo de superación se ha hecho viral en estos días por la redes sociales.

A los 26 años empezó su carrera profesional, modelando trajes de baño, lo que hace fácil comprender que desde joven ha mantenido una esbelta figura, y ahora sus 56, no son la excepción.  "Tengo 56 años y el mundo considera que las personas mayores son solo mayores. Quiero mostrarle al mundo lo que significa esta edad. No estoy preparada para darme la vuelta y hacerme la muerta porque todavía tengo mucho más que vivir dentro de mí", dijo en declaraciones a la revista People.

Al revisar su cuenta de Instagram es fácil comprender por qué Jacobs tiene una figura espectacular. Es devota de la vida sana, va al gimnasio, practica yoga, pilates y danza del vientre, según Women's Health.

Kathy Jacobs
Además de una vida sana, practica yoga y pilates.Instagram

No es la primera vez que la revista 'Sports Illustrated' extiende el rango de edad en el concurso. El año pasado Tyra Banks (45) fue el rostro de portada. Además, la citada publicación también derribó la barrera de los prejuicios, cuando Christie Valdiserri, quien sufre de alopecia, fue imagen de 'Sports Illustrated Swimsuit'. Durante el desfile de ropa de baño se quitó la peluca para demostrar que, "el pelo no es más que un accesorio".

Sin dudas, la diversidad sigue ganando espacios en la industria de la moda.