Un viaje provincial por los caminos de la fe

  Actualidad

Un viaje provincial por los caminos de la fe

Nobol y Daule son los primeros cantones en la ruta del convoy turístico. Un monasterio y la hacienda donde nació santa Narcisa están entre los atractivos

Travesías Nachita, agrupa a 10 canoeros. El paseo por el Daule es parte de la oferta del cantón.

La posibilidad de adentrarse en lo profundo de la religiosidad de cuatro cantones motivó a Julia Valencia Davis a convencer a su esposo para madrugar y lanzarse en un viaje de cerca de ocho horas por carreteras y las aguas del río Daule.

“Ha sido un viaje emocionante de fe”, dice Julia, una jubilada de una multinacional norteamericana, quien leyó en el periódico la promoción de los paseos gratuitos y decidió responder a la convocatoria.

De las 36 personas, tres fueron niños, que llegaron con sus padres. El itinerario lo organizó la Prefectura del Guayas para promocionar uno de sus productos turísticos provinciales: la Ruta de la Fe.

Se fletaron dos buses. Uno del consorcio provincial y el otro cedido por la Comisión de Tránsito del Ecuador, incluido el conductor.

Los visitantes, personas que provenían de diferentes sectores de la ciudad, llegaron vestidos de turistas, con sombrero, ropa cómoda y una provisión de agua embotellada a la mano. El punto de partida fue la plaza Seminario.

Este tuvo su simbolismo: justo en una de las esquinas de las calles 10 de Agosto y Chile, en la década del 60 estaba ubicada una vieja casona donde en su momento residió Narcisa de Jesús Martillo, la campesina que hace nueve años fue elevada a los altares.

El segundo punto fue Nobol. Un intenso periplo que a media jornada se alternó con las canoas, como un medio de transporte. Desde ahí, durante hora y media, los turistas locales surcaron las aguas del río Daule para llegar al santuario del Señor de los Milagros.

“Quisiéramos que este tipo de promoción, con paseos gratuitos, se diesen más seguido, pero es una cuestión complicada y de mucho compromiso el traslado de tantas personas”, dijo Alexis Escobar, subdirectora de Turismo Provincial.

Cada uno de los viajeros, quienes solo debieron costearse los alimentos, tuvieron que firmar un documento, relacionado con la seguridad personal. El traslado es gratuito.

El último lugar de visita fue el monasterio de las Hermanas de Santa Clara, donde los viajeros probaron panes y helados artesanales preparado por las monjas de este lugar.

El viaje terminó pasada las 16:00, cuando los dos buses volvieron a estacionarse a un costado de la plaza Seminario, al pie de la Catedral, el lugar más emblemático de la religiosidad católica de Guayaquil. Hoy habrá otro recorrido.

Para saber

Jornada dos

08:30, Plaza Seminario. 09:40, arribo a San Jacinto de Yaguachi. Visita a la Catedral, parada en los cakes ‘Los reyes de sabor’. 11:10: Arribo a Durán, visita al Santuario del Divino Niño, a la estación del tren y al malecón Abel Gilbert.