Venezuela entra en una semana decisiva

  Actualidad

Venezuela entra en una semana decisiva

La cuenta regresiva comenzó. Venezuela entra en una semana crucial para la elección, el próximo domingo, de una polémica asamblea que reformará la Constitución, en la que la oposición no participará por considerar que perpetuará a Nicolás Maduro en el

Maduro dice que todos los magistrados nombrados por el Parlamento irán presos

La cuenta regresiva comenzó. Venezuela entra en una semana crucial para la elección, el próximo domingo, de una polémica asamblea que reformará la Constitución, en la que la oposición no participará por considerar que perpetuará a Nicolás Maduro en el poder.

“No es momento de rendirse ni momento de asustarse. Estamos en las horas decisivas y definitorias para el futuro del país”, dijo ayer el diputado Freddy Guevara, en rueda de prensa en representación de la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD).

Redoblando la presión en la recta final de su ofensiva contra la Asamblea Constituyente, la oposición convocó ayer a un paro de 48 horas el miércoles y jueves, al que ya se sumaron 350 organizaciones sindicales.

La MUD convocó además a una gran marcha en Caracas el viernes, en el último intento por hacer que Maduro desista de realizar la elección de los asambleístas de la Constituyente.

“Que le quede claro a Maduro y a la Fuerza Armada que no vamos a permitir, que se imponga un fraude contra el pueblo”, agregó Guevara.

Pero advirtió que si se llega a la elección, la oposición se preparará para un “boicot cívico, sin armas”, sin precisar detalles. “No nos vamos a dejar esclavizar, vamos a pelear”.

Esas acciones escalan aún más las manifestaciones contra el gobierno que iniciaron hace cuatro meses y que han dejado más de un centenar de muertos, miles de heridos y cientos de detenidos.

En el otro frente, Maduro pidió a la oposición respetar las elecciones de la Asamblea Constituyente, tras la amenaza de boicot lanzada por sus adversarios. Además advirtió a los líderes de las protestas que irán a prisión, una vez que se instale el 2 de agosto la Constituyente, que regirá al país como un suprapoder por tiempo indefinido.

Igualmente, dijo que los 33 magistrados nombrados por el Parlamento para sustituir a los jueces del Tribunal Supremo irán presos y se les congelarán sus bienes y sus cuentas bancarias. Su decisión empezó a cumplirse el sábado con la detención de Ángel Zerpa.

De acuerdo con el presidente venezolano, existen negociaciones con la oposición para buscar una salida a la crisis, lo cual fue negado ayer por la dirigencia de la MUD.